domingo 19 de marzo de 2023 - 9:49 AM

Los detalles del día a día de Linda Caicedo en Madrid

El diario El País de Cali contó detalles de la vida de la futbolista colombiana Linda Caicedo en Madrid.
Compartir

En la vida de Linda Caicedo todo ha pasado tan rápido como sus gambetas en la cancha.

Desde que debutó en grandes ligas con América en 2018, cuando apenas tenía 14 años, hasta su paso al Deportivo Cali hace tres temporadas, sus triunfos con todas las selecciones Colombia, los mundiales jugados, los títulos alcanzados en la Liga, y su ruidoso paso este año al Real Madrid, en el que es considerado uno de los grandes fichajes del año en el fútbol femenino.

Linda, la precoz niña nacida el 22 de febrero del 2005 en Villagorgona, corregimiento de Candelaria (Valle del Cauca), vive feliz en Madrid, adonde llegó hace poco más de un mes.

Lea también. Se conoció el grado de la lesión de Linda Caicedo

“Era su sueño, lo que quería desde niña, jugar en un club grande, concretamente en el Real Madrid, y por eso su felicidad. Además, el jueves ya le dieron el apartamento donde va a vivir; queda a cuatro minutos de Valdebebas, el sitio de entrenamiento del equipo”, dijo Mauro Caicedo, padre de la estelar jugadora colombiana.

El apartamento de dos habitaciones, sala, cocineta y balcón, totalmente amoblado, ubicado en un sitio exclusivo de la capital española donde vive la mayoría de jugadoras del Real, lo comparte con su hermana mayor, María Helena, y con su compañera Luisa Osorio.

Lea también. Así fue la discusión de Teófilo Gutiérrez con hinchas de Atlético Bucaramanga

Cuando están juntas, 'lejos' de todo lo que tenga que ver con fútbol, aprovechan para hablar de muchos temas, para escuchar salsa, bachata y otros ritmos musicales; para ver series de televisión en algunas ocasiones, preparar en lo posible algún plato colombiano, o pedir a domicilio un buen menú o, en el mejor de los casos, salir cuando la situación lo amerita.

También hay un espacio que Linda saca para 'ponerse al día' —vía whatsapp— con las amigas que le dio el fútbol y que están en varios países.

Se habla mucho con Jorelyn Carabalí, que está en el Atlético Mineiro de Brasil y con quien compartió en el Deportivo Cali; con su amiga de infancia Gisela Robledo, quien también juega en España, en el Granadilla Tenerife, y con otras de las jugadores de la selección colombiana que le dan consejos y le hacen alguna broma.

Lea también. El momento incómodo que vivió el Atlético Bucaramanga durante el entrenamiento del sábado

En los días libres, que son pocos, la delantera vallecaucana prefiere ir a conocer sitios famosos de Madrid, y visitar restaurantes, que es otro de sus programas preferidos.

“Cada que puede va al centro de Madrid y se toma fotos en lugares históricos o muy conocidos; cuando nosotros estuvimos allá, eso era lo que hacíamos. Le gusta visitar el parque El Retiro, que es como un jardín muy visitado por los turistas; también va a restaurantes para degustar de algún plato que le guste. En uno de ellos precisamente tuvo una muy buena anécdota: los meseros y cocineros la reconocieron y de inmediato le pidieron tomarse una foto con ella”, señala Mauro Caicedo.

Entre los planes de Linda está el retomar pronto clases de inglés que dejó en suspense en Colombia por los continuos viajes con la Selección.

Lea también. Yoreli Rincón se despacha: “Yo no cerré el ciclo, a mí me cerraron el ciclo en la Selección”

Además, por recomendación de una de las directivas del Real Madrid femenino, analiza la posibilidad de estudiar alguna carrera universitaria que tenga que ver con el deporte.

En ese sentido, el equipo español ha sido muy cercano a Linda con consejos como qué hacer en la ciudad, de qué manera aprovechar los ratos libres y qué convenios del club con empresas y universidades le podrían ser de mucha ayuda.

Los traslados hacia el entrenamientos o a los sitios turísticos los hace siempre en el BMW que desde el primer día le dio el Real Madrid, con ella al timón.

“Ella misma lo maneja, el carro tiene una pantalla y Linda ubica allí la dirección a donde quiere ir y no tiene problemas; pero siempre sus desplazamientos los hace en el carro. Cuando recién llegó, le dieron un tour para que conociera principalmente el sitio de entrenamiento, para que viera la ruta a tomar”, dice su padre.

Una rápida adaptación

A Cisco Terreros, el empresario que llevó a Linda al Real Madrid, no lo sorprende la rápida adaptación de la jugadora a un nuevo estilo de vida.

“Sus compañeras la han arropado muy bien; eso significa que Linda se ha ganado el respeto de todas. Entró muy bien a un camerino nuevo, se ha acoplado muy bien a la ciudad porque ya es ciudadana de Madrid.Además, el club ha estado pendiente para lo que necesite”, dijo Terreros.

Miguel Ramírez, el primer entrenador que tuvo Linda en Villagorgona y en el fútbol, y quien es considerado como un segundo padre por la jugadora del cuadro madrileño, señala que “ella ha tenido muy cerca a su familia y eso ha sido clave en su formación y en la forma de afrontar los retos que se le presentan”.

Ramírez confiesa una de las claves por las que Linda Caicedo es feliz en Madrid: “A ella siempre la relacionaban con el Barcelona, pero Linda nunca le sonrió al Barcelona; cuando llegó la oferta del Real a finales del año pasado, que fue con varias videollamadas inicialmente, de una se le veía sonreír. Por eso está en el lugar que siempre quiso”.

El formador de figuras en Villagorgona mantiene línea directa con la recientemente proclamada 'Reina de América'.

“Hablamos de seguido, me cuenta sus cosas, me manda fotos de donde está, ha ido a varios lugares famosos de Madrid a conocer porque eso es lo que hace todo el mundo, especialmente los jugadores, cuando tienen día libre. Adonde quiera que vaya la reconocen porque allá hay muchos colombianos. Ella, después de los partidos, tiene su día de descanso y ahí es cuando aprovecha para salir a las zonas más populares de Madrid. Al entrenamiento sí va sola, su hermana y su compañera se quedan en el apartamento... se siente y la siento feliz”.

Para Marta Griñán, de AS de España, la forma como la acogieron sus compañeras ha sido fundamental para que no añore nada.

“Lo más destacado ha sido la compañía de las demás jugadoras, pero especialmente de Carla Camacho, que es de su edad y a quien conoce desde el Mundial Sub-17, cuando jugaron Colombia y España. Por ahí las jóvenes del equipo B, como Paula Partido y Sofía Fuente, que están en dinámica de llegar al primer equipo como Carla, son con las que mejor encaja”, declaró la periodista española.

Seguramente este domingo, después del partido del sábado por la Liga femenina española ante el Tenerife, en el que abandonó el juego por una lesión que no pasó a mayores, el tour de Linda en Madrid incluya una vez más visita al centro de la capital, un paseo con su hermana y compañera por algún parque, y a lo mejor el remate con cena incluida en un restaurante.

A los 18 años, Linda se ve feliz, disfrutando —cuando no está jugando— de los atractivos de Madrid.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad