viernes 18 de noviembre de 2022 - 12:00 AM

Gélber Quiñónez, el futbolista de la barriada que lleva el ‘gol en la sangre’

El argentino Diego Armando Maradona es el ídolo de Quiñónez, quien también destacó lo que fue como futbolista el brasileño Zico.

La nostalgia se apodera de Gélber Humberto Quiñónez Vargas a la hora de recordar que poco le permitían jugar al fútbol cuando era un niño.

De ese pequeño que pateaba cualquier botella plástica o balón que se encontrara por las calles de Cepitá, en Santander, todavía queda el amor por el deporte rey.

Lea también. Así le fue a Dayro Moreno con ‘El Bolillo’ Gómez ¿Se reencontrarán en el Bucaramanga?

Ese mismo que lo trajo desde su hogar a Bucaramanga, cuando apenas tenía 20 años, y que terminó por llevarlo a las canchas de fútbol aficionado.

“La gente en el campo era fregada y no lo dejaba a uno jugar, pero a mí siempre me gustó el fútbol, y siempre donde me invitan los amigos pues voy a jugar”, manifestó Quiñónez, quien recordó con cariño su infancia y destacó que viene participando en torneos de “varias partes de la barriada y me va muy bien”.

Aprendió mirando TV

Con cientos de goles de manera aficionada, este deportista nunca contó con un maestro que le enseñara a definir, algo que terminó aprendiendo por televisión.

“No tuve fundamentación porque soy de un pueblo pequeño y esto de hacer goles lo aprendí de mirar fútbol por televisión. En Cepitá íbamos a jugar hasta Aratoca y nosotros participábamos”, agregó el deportista, quien ya lleva cinco años jugando con el Junior en el Torneo de Taxistas Veteranos de Bucaramanga, en el barrio La Victoria.

Lea también. Ya hay entrenador en el Atlético Bucaramanga, falta el plantel

Todo lo que pudo aprender lo ha puesto en práctica en los últimos 30 años, dejando goles en canchas como la de La Victoria, Campohermoso, Bucarica, Villabel y otros tantos escenarios de fútbol aficionado que han visto marcar goles a este artillero.

$!Gélber Quiñónez, el futbolista de la barriada que lleva el ‘gol en la sangre’

El amor por el fútbol lo ha mezclado con su trabajo a bordo de su ‘amarillo’, trabajo que le ha dado para vivir dignamente y que le ha permitido salir adelante.

“Me vine a buscar la vida, a ver si progresaba. Primero trabajé como conductor, luego se me dio la oportunidad de hacerme a la mitad (de un carro). Pienso que si uno actúa bien, siempre le va bien”, afirmó Quiñónez, de 50 años, quien destacó que brinda un buen servicio en su vehículo.

Lea también. Video: Detalles de la llegada de Hernán Darío Gómez al Atlético Bucaramanga

Al llegar a la capital santandereana comenzó a hacer amigos y estos se encargaron de llevarlo a diferentes torneos, en donde su talento ha sorprendido a más de uno.

Finalmente, el futbolista destacó que se “cuida” en la alimentación y se prepara muy bien para mantener la forma física, algo que le ha brindado la posibilidad de ser titular en diferentes canchas.

“No es fácil brillar, porque hay muchos jugadores muy buenos que no pudieron ser profesionales. Esta es la pasión, el fútbol”, finalizó el nacido en Cepitá.

Tolima se quedó con el título

Tolima se coronó campeón del Torneo de Taxistas Veteranos de Bucaramanga, luego de vencer por 4-3 a Junior en los penales, tras un empate 0-0 en el tiempo reglamentario.

$!Gélber Quiñónez, el futbolista de la barriada que lleva el ‘gol en la sangre’

En el duelo por el tercer lugar, Unión y Bucaramanga empataron sin goles y en los penales ganó el ‘Ciclón’ por 4-2.

Por su parte, Cúcuta terminó quinto tras superar 1-0 a Nacional, mientras que Cali fue séptimo tras vencer 3-1 a Real Santander.

Finalmente, Millonarios perdió 3-2 ante Leones y terminó décimo de la competencia.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Image
Sergio Iván Bustos Nuñez

Comunicador social y periodista de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Miembro de Q’hubo, desde 2016. Pertenece al equipo de Q’hubo deportes.

@sergiobustos19

Sergio.bustos@qhubo.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad