martes 11 de mayo de 2010 - 10:00 AM

33 años de condena contra militares por ‘falsos positivos’

El Tribunal Superior de Antioquia confirmó la condena a 33 años de cárcel contra Ramiro Jairo Ramírez Ortega, teniente del Ejército, y los soldados Lewis Américo Palacio Copete, Wilson Antonio Garcés George y Wilson Bonilla Blandón.

A los militares se les responsabiliza por la muerte de Gabriel Valencia Ocampo, un labriego de la zona rural del municipio de Argelia, en Antioquia.

De acuerdo con la investigación, el 5 de octubre del 2005, Valencia Ocampo fue reportado como un guerrillero abatido en combate en enfrentamientos entre la Cuarta Brigada y la guerrilla de las Farc. Sin embargo, un fiscal de Derechos Humanos y DIH demostró que un día antes de su muerte, Valencia Ocampo fue retenido por una patrulla militar en la población de Argelia.

A pesar de que el labriego se fugó y solicitó ayuda en la estación de Policía del pueblo, los militares fueron hasta la estación de Policía y argumentaron que Valencia era un soldado desertor, de modo que fue devuelto a los militares sin solicitar ninguna verificación.

Por esta falta, el capitán de la Policía Alexander Amézquita Vargas fue capturado y acusado por el delito de favorecimiento por encubrimiento de homicidio.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad