lunes 15 de diciembre de 2008 - 7:16 PM

Betancourt premiada en Roma por el proyecto para salvar a jóvenes de las Farc

La ex rehén Ingrid Betancourt recibió hoy en Roma el premio "Peregrino de la Paz" por el proyecto con el que quiere ayudar a los jóvenes para que no alistarse con los guerrilleros colombianos, de quienes dijo "sólo ofrecen mentiras".

Betancourt recibió hoy el galardón instituido por el Centro Internacional para la paz entre los pueblos de la ciudad de Asís (centro de Italia) en una ceremonia celebrada en la Cámara de los diputados.

Durante la entrega del premio, la ex candidata a la presidencia de Colombia presentó "el proyecto Calamar", que nace para ayudar a los adolescentes que viven en zonas donde son susceptibles de alistarse a la guerrilla como salida para mejorar su situación.

"He pasado siete años encadenada a los árboles con cadenas de acero. Ahora querría que esas cadenas que aún atan a muchas personas se convirtiesen en cadenas de manos unidas para llevar solidaridad", dijo al presentar el proyecto.

Betancourt explicó que esta iniciativa partirá desde Calamar, una localidad colombiana "que sirve como centro para reclutar soldados de las Farc".

"Siempre me he preguntado por qué un joven de 13 o 14 años se alista con las Farc y elige una vida de armas, asesinatos y corrupción. La respuesta es que no tienen otra elección o mueren de hambre o se unen a la guerrilla que les da casa, alimentos y vestidos", afirmó.

Con el proyecto Calamar, añadió, "queremos dar a estos jóvenes la posibilidad de realizar sus sueños dentro de la paz, porque todo lo que ofrecen las Farc es una gran mentira",

Según Betancourt, después de que los jóvenes se alistan, los guerrilleros "les prohíben tener contactos con su familia y nos les dejan ayudarla económicamente".

Liberada el pasado julio tras siete años de cautiverio en manos de las Farc, Betancourt comentó que entre sus principales pensamientos está el de que se liberen al resto de secuestrados, pero también aseguró que piensa en sus ex carceleros, a veces niños de 13 y 14 años.

"También ellos son prisioneros, prisioneros de una ideología y del terror. Quiero que también ellos sean liberados", añadió.

Betancourt visitó el gran árbol de Navidad que han instalado las embajadas de Colombia y Belice en la romana Plaza de España y en el que cada noche se proyectan fotografías de los que aún permanecen secuestrados.

Tras posar con las imágenes de los cautivos o asesinados por las Farc junto al embajador colombiano en Italia, Sabas Pretelt, Betancourt declaró que sería "muy importante" que la guerrilla acepte el proceso de paz que le ha propuesto el Gobierno y abandone las armas.

"El país, no solamente el Gobierno sino el pueblo colombiano, está dispuesto a tenderles la mano y abrirles un espacio, pero ellos se tienen que dar cuenta de que la opción de guerra ya no tiene cabida en Colombia, tienen que volverse un partido político", señaló.

Betancourt pidió a los secuestrados que tengan fe, vaticinó que ésta será "la última Navidad que van a pasar en cautiverio" y se mostró convencida de que pronto "van a estar fuera con sus familias".

Esta tarde, viajará a Florencia para recibir el premio "Pegaso de Oro", máximo galardón de la región de Toscana.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad