martes 18 de noviembre de 2008 - 8:17 PM

David Murcia Guzmán pide al Gobierno negociar sobre cierre de su pirámide

El empresario David Murcia Guzmán, creador de una compañía que captaba dinero en Colombia ofreciendo grandes ganancias, emplazó hoy al Gobierno a negociar, luego de que se decretara el estado de emergencia social para afrontar la crisis causada por la quiebra de las "pirámides" financieras.

El controvertido hombre de negocios, cabeza de la firma DMG, declaró desde Panamá a varias emisoras colombianas que la intervención de esa compañía, ordenada el lunes por el presidente colombiano, Álvaro Uribe, le tomó por sorpresa.

Las 60 sedes de DMG, una comercializadora que recibe dinero del público a cambio de tarjetas de consumo, fueron ocupadas ayer por la Policía, luego de que el Ejecutivo colombiano decretara el estado de emergencia social para solucionar la crisis desatada por la quiebra de numerosas "pirámides".

Uribe, "con su gran corazón, va a hacer posible que conciliemos", confió el empresario, quien aseguró que "esta crisis afecta a más de 200.000 familias colombianas" que tienen vínculos con DMG.

Insistió en que su comercializadora "no es nada parecido a las pirámides" y calificó las medidas adoptadas por el Gobierno como "arbitrarias".

"Es una marca que construimos todos los miembros de la familia DMG", expresó Murcia Guzmán, un ex ayudante de cámara de televisión de origen modesto, quien subrayó que su grupo económico negoció las franquicias para operar en Panamá y Brasil.

El empresario propuso "encontrar entre todos una salida negociada a esta crisis", tras revelar que se está preparando una marcha pacífica de los clientes de la sociedad, que -dijo- se llevará a cabo con "tranquilidad y decencia".

Bogotá y otras ciudades colombianas fueron este lunes escenario de grandes manifestaciones de clientes vestidos con camisetas de DMG que respaldaron a Murcia Guzmán.

El empresario precisó que el año pasado su empresa vendió productos y servicios por 72.000 millones de pesos (31,4 millones de dólares), una cifra que en lo que va del 2008 ya supera los 100.000 millones (43,4 millones de dólares).

El ministro de Hacienda, Óscar Iván Zuluaga, respondió de inmediato y rechazó cualquier posibilidad de una negociación con DMG.

"Hay unos procesos de tipo penal en marcha", expresó el funcionario y recordó que desde el año pasado se acusa de captación ilegal a esa firma, que "lo que se está haciendo es fomentar la captación masiva ilegal de recursos del público".

"Aquí lo que hay que hacer es cumplir las leyes", puntualizó Zuluaga, al explicar que uno de los decretos de emergencia establece que la obligación de quien ha captado recursos del público de manera ilegal es reintegrarlos.

Por otro lado, Murcia Guzmán ofreció disculpas a Jerónimo Uribe, uno de los hijos del mandatario, después de que el pasado viernes revelara que el canal de televisión por cable Body Channel, vinculado a DMG, tuvo nexos comerciales con él.

"No fue mi intención ofender a nadie. Yo estaba muy alterado en ese momento", manifestó.

Por su lado, el abogado del empresario Abelardo de la Espriella anunció una conferencia de prensa en la que participarán socios de Murcia Guzmán, uno de ellos Alex Ventura, de nacionalidad brasileña.
 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad