viernes 28 de noviembre de 2008 - 2:18 AM

El presidente ruso llegó a Cuba para ratificar incremento de las relaciones

El presidente ruso, Dmitri Medvédev, llegó hoy a La Habana para ratificar con su colega cubano, general Raúl Castro, un incremento de las relaciones bilaterales en 2008 hasta un nivel sin precedente desde que este país era el principal aliado de la Unión Soviética en América.

El avión que trasladó a Medvédev de Caracas a La Habana aterrizó en el aeropuerto José Martí a las 15.45 locales (20.45 GMT), casi dos horas después de lo anunciado, y le recibieron el vicepresidente cubano Ricardo Cabrisas y otros funcionarios.

En la agenda oficial no figura una entrevista del mandatario ruso con el convaleciente líder cubano, Fidel Castro, pero tampoco estaba en numerosas ocasiones anteriores en las que visitaron la isla otros gobernantes extranjeros que finalmente se reunieron con el ex presidente.

Medvédev termina en Cuba su primera gira latinoamericana, después de visitar Perú, Brasil y Venezuela desde el viernes de la semana pasada.

Esta tarde se entrevistará con su colega cubano en el Palacio de la Revolución y en la noche visitará la primera catedral ortodoxa rusa en La Habana, inaugurada recientemente.

El viernes terminará temprano los actos oficiales de la visita, que durará menos de 20 horas, con la colocación de una ofrenda floral en el mausoleo dedicado al "Soldado Internacionalista Soviético".

Según dijeron a Efe fuentes rusas, Mevdéved tiene intención de reposar luego en el balneario turístico de Varadero, a 200 kilómetros al este de La Habana, por unas horas o incluso unos días, lo cual dependerá del clima, que no es muy tropical en esta época del año.

Esta es la cuarta visita oficial de un líder del Kremlin a Cuba, tras los viajes de Leonidas Breznev en 1974, Mijail Gorbachov en 1989 y Vladimir Putin en 2000.

Pero será la primera en que un gobernante ruso negocie en la isla con una figura distinta a Fidel Castro, quien dejó la Presidencia el 24 de febrero pasado y que en tiempos de la Unión Soviética fue su principal aliado en América Latina.

El viceprimer ministro ruso, Igor Sechin, hizo entre julio y noviembre tres viajes a Cuba, se entrevistó con el general Castro y encabezó la firma de acuerdos en muchas áreas.

El pasado 8 de noviembre suscribió un crédito de 20 millones de dólares como parte de diez acuerdos sobre las industrias del níquel y automotriz, el petróleo y el suministro de trigo a la isla.

Diplomáticos rusos en La Habana dijeron a Efe que hay proyectos para que empresas petroleras de esa potencia participen en la perforación en aguas profundas cubanas del Golfo de México.

Pese a las actuales maniobras de buques de guerra rusos en el Caribe, las mismas fuentes aseguraron que los asuntos prioritarios de Moscú en Cuba son comerciales y políticos, no militares, como se ha rumoreado a lo largo del año.

En 2007 el comercio bilateral ascendió a 360 millones de dólares y fuentes rusas calculan que llegará a 400 millones este año.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad