viernes 17 de octubre de 2008 - 7:39 AM

Menem, el gran ausente en juicio por tráfico de armas

El ex presidente argentino y senador opositor Carlos Menem comenzó a ser juzgado junto con otros 17 imputados en un caso por contrabando de armas a Ecuador y Croacia en los años 90, aunque estuvo ausente en la primera audiencia oral ayer tras alegar problemas de salud.

Menem, de 78 años, fue autorizado por el tribunal a ausentarse por razones médicas en la primera jornada en que se juzga un caso de 'contrabando agravado' -por tratarse de material bélico-, en una época en que los dos países receptores estaban implicados en guerras.

El mayor escándalo de corrupción del Gobierno de Menem fue la venta ilegal de unas 6.500 toneladas de cañones, fusiles, repuestos, cohetes, minas terrestres, misiles antitanque, pistolas ametralladoras, municiones y pólvora, entre otros pertrechos, según consta en el proceso judicial.

El tráfico fue realizado entre 1991 y 1995 a partir de tres decretos secretos firmados por el ex Mandatario (1989/1999) y sus ministros, por los que se autorizaban envíos de armamentos a Panamá y Venezuela, aunque el destino final fue Croacia y Ecuador, respectivamente.

Puede eludir la cárcel


'Lo importante es que el juicio empezó, aún sin la presencia de Menem y que la sociedad se entere de lo que pasó', destacó el fiscal Mariano Borinsky.

Los fueros parlamentarios de los que goza por ser senador le evitarán al ex gobernante ir a prisión si es condenado, pero deberá estar presente el día en que se lea la acusación que lo involucra, dijo el presidente del tribunal, Luis Imas, al iniciar la audiencia.

El abogado del ex Mandatario, Omar Daer, aseguró que éste cumplirá con esa obligación. Sin embargo, advirtió que 'Menem sufre un cuadro de anemia grave'.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad