miércoles 19 de noviembre de 2008 - 10:00 AM

Opositores y sandinistas se toman calles y crece la tensión en Managua

La capital de Nicaragua se encontraba casi paralizada ayer por las marchas convocadas por la oposición y el oficialismo, enfrentados por los resultados oficiales de las elecciones municipales del 9 de noviembre pasado.

Miles de partidarios del gobierno izquierdista se congregaron desde temprano en las calles con banderas rojas y negras del Frente Sandinista (FSLN), y disparaban morteros de fabricación casera, creando un ambiente de extrema tensión en los lugares donde estaba previsto el paso de una marcha convocada por la oposición.

Manifestantes sandinistas estaban encapuchados y cargaban enormes palos en actitud agresiva y en algunos puntos se daban a la tarea de revisar a los periodistas que cubrían las protestas.

Los seguidores de la oposición comenzaron a movilizarse en el sector oeste de Managua, bajo asedio de los sandinistas, y se reportaron algunos incidentes por el lanzamiento de piedras.

Un fotógrafo de la agencia británica Reuters resultó herido en una pierna. 

El candidato liberal opositor a la Alcaldía de Managua, Eduardo Montealegre, mantuvo su decisión de marchar hacia el centro histórico de la ciudad.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad