sábado 20 de febrero de 2010 - 6:42 PM

Un muerto, un niño desaparecido y 50.000 usuarios todavía sin luz por lluvias en Argentina

Aunque la situación está normalizada en Buenos Aires, las fuertes lluvias que azotaron la capital argentina y sus alrededores dejan por el momento un muerto, un niño desaparecido y a 50.000 usuarios sin suministro eléctrico en sus domicilios.



Los algo más de 80 milímetros que cayeron ayer en dos horas en la capital argentina causaron la inundación de varias calles de la ciudad, cortes de luz, accidentes de tráfico, importantes colapsos en las vías de entrada y salida de la capital, la suspensión de metros y ferrocarriles, así como demoras en los aeropuertos.

Un joven falleció electrocutado al cruzar las vías en una estación de tren de la capital y un niño que fue arrastrado por el arroyo en una localidad del conurbano bonaerense continúa desaparecido.

Aunque la situación en la capital argentina está prácticamente normalizada, hay todavía 50.000 personas sin luz en varios barrios de la ciudad, informó el ministro de Espacio Público porteño, Diego Santilli, a un canal de televisión local.

Por pedido del gobierno porteño, las empresas Edenor y Edesur cortaron en forma preventiva el suministro de energía eléctrica en varios barrios para evitar accidentes, pero solicitan que se restablezca.

"Es una barbaridad que 50.000 personas todavía permanezcan sin luz quince horas después. Tiene que volver el servicio", afirmó.

Las precipitaciones generaron la interrupción de prácticamente todas las líneas de metro y de varias de ferrocarril, así como demoras en los aeropuertos de la ciudad, informaron fuentes aeroportuarias.

Asimismo, la lluvia dio lugar a accidentes en los principales accesos a la ciudad, por lo que la Dirección Nacional de Vialidad decretó la alerta vial y cerró momentáneamente el tránsito en algunas autopistas.

Aunque el Servicio Meteorológico Nacional pronostica lluvias moderadas para la jornada de hoy, no se espera que vuelva a producirse la situación de ayer.

El pasado lunes se produjo un temporal similar, con precipitaciones que alcanzaron los 90 milímetros en tres horas, lo que también resultó en calles anegadas y dejó a más de 50.000 usuarios sin luz durante horas.

Esta situación ha desatado numerosas críticas que alertan de que la capital argentina no está preparada para estas fuertes lluvias.

Desde ayer se han sucedido varias protestas vecinales por los consecutivos cortes de electricidad que han padecido en sus domicilios.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad