viernes 19 de junio de 2009 - 2:03 AM

Bike Trial, hecho en España

El robo de una bicicleta fue el origen del bike trial. Sucedió en España en 1974. Pedro Pí, un piloto que fue siete veces campeón de Motocross y tenía el título como el primer campeón español de Trial, le regaló a su hijo, Ot, una bicicleta para su cuarto cumpleaños.

Pero la bicicleta no duró mucho pues al niño se la robaron. Pedro decidió regalarle otra al niño; esta vez quería darle una para que lo acompañara cuando fuera a la montaña a sus competencias.

Bike Trial

Para disgusto de Pedro, la bicicleta no existía, así que aprovechando su cargo como jefe de desarrollo de Montesa, dedició crearla él mismo.

Nació así la Montesa T-05, la primera bicicleta de trial del mundo. Su hijo la montó e hizo un giro muy cerrado y luego subió con ella un peldaño, sin poner los pies en el suelo. Así que Ot, a sus cinco años, fue el primero en hacer una maniobra de trial.

Al ver la potencialidad de la bicicleta, Pedro Pí aumetnó el diámetro de las llantas y la estructura para que los adultos también pudieran utilizarla, esa fue la Montesa T-10.

Paralelo al desarrollo de la bicicleta, Pedro también decide crear un reglamento, similar al del mototrial, para que el nuevo deporte pudiera también ser competitivo.

Así nació el Trialsin (sin motor, sin ruido, sin contaminación).

El trialsin, hoy bike trial, consiste en pasar obstáculos como rocas, agua, paredes, barandas y plataformas sin poner el pie en el piso.

Gana el que menos puntos haga; los puntos se dan por faltas o por llegar fuera del límite de tiempo establecido.

Cómo se marcan los puntos:

Por llegar fuera de tiempo: 5 puntos
Poner un pie en tierra: 1 punto
Poner los dos pies en tierra en forma alterna: 2 puntos
Poner los dos pies en tierra al tiempo: 5 puntos
Apoyar el manillar en cualquier parte del recorrido: 1 punto
Apoyar la mano en cualquier parte del recorrido: 5 puntos
Apoyar cualquier parte del cuerpo: 5 puntos

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad