domingo 17 de enero de 2010 - 10:00 AM

Google funcionará sin censura en China o se irá del país

Esta no es la primera vez que Google amenaza con cambiar radicalmente su estrategia en el país de la gran muralla. Desde la fecha de apertura sus oficinas allí y la puesta en funcionamiento de Google.cn la compañía declaró que sólo permanecería en el país si podía ofrecer a los ciudadanos de China un acceso razonablemente libre a la información.

Los ataques que la compañía reportó la semana pasada parecen haber acabado con la paciencia de una compañía cansada de la censura.

Paz en su tumba


Decenas de ciudadanos chinos han desfilado frente a una losa blanca que, ubicada frente a las oficinas de la compañía  en la ciudad de Pekín y acaso proféticamente parecida a una lápida, tiene el logo de Google.

Muchos han dejado flores y notas de agradecimiento a una empresa que, después de abogar por sus derechos en Internet y oponerse a la censura del gobierno durante más de 10 años, podría desaparecer.

No es seguro que Google cerrará sus oficinas de China y dará de baja el sitio Google.cn, pero la compañía se alista para negociar con el gobierno la posibilidad de funcionar sin censura en uno de los estados más propensos a filtrar y regular la información. De recibir una negativa, y esto es altamente probable, el gigante del Internet decidirá retirarse de China.

Una de las notas puestas sobre el mármol en Pekín reza: 'Gracias por dar más importancia a los valores que a los ingresos'.

La cuota de mercado del buscador había aumentado durante los últimos 6 meses, alcanzando un significativo 43% que se opone al 56% del motor de búsquedas dominante: Baidu. En Julio de 2009 estas mismas cifras eran de 30% para Google contra 68% para el competidor local.

Gobierno norteamericano pidió explicaciones a China

La semana pasada Google denunció que al menos 20 empresas tecnológicas de reconocimiento mundial fueron atacadas desde China.

Además la compañía aseguró que durante los últimos meses varias cuentas de activistas que luchan por el respeto a los Derechos Humanos habían sido regularmente visitadas por terceros radicados en China, aunque aclaró que estos intrusos no tuvieron acceso a las cuentas a través de un defecto en su sistema sino gracias a técnicas que engañan a los usuarios para obtener sus contraseñas, como el ‘phishing’.

Además de hacer pública esta información, Google pasó un reporte de las irregularidades a la Secretaría de Estado norteamericana.

El pasado jueves el gobierno de los Estados Unidos se reunió con representantes del gobierno de China para pedirles una explicación sobre lo ocurrido, con lo que el asunto traspasó la barrera digital para entrar en el terreno de la política internacional.

Para Microsoft los ataques son 'de todos los días'

El gigante del Software indicó el pasado jueves que no planea retirarse de China, un país con un volumen de usuarios que supera a cualquier otro, y que se convirtió el año pasado en la nación con más ciudadanos conectados a Internet.

Lejos de convenir con su rival más importante en la Red, la empresa restó importancia a las denuncias de Google sobre ataques digitales perpetrados contra varias empresas importantes en China.

Steve Ballmer, presidente ejecutivo de Microsoft, aseguró que por tratarse de un fenómeno que ocurre a diario y desde todos los puntos cardinales, no entendía muy bien cuál es el problema con este caso en particular. Ballmer aseguró además que su compañía no tiene evidencia de que ninguna de las cuentas de sus usuarios haya sido atacada.

La empresa, sin embargo, enfrenta en ese país problemas mucho más tangibles que el robo de propiedad intelectual.

En China circulan miles de versiones ilegales de Windows, incluyendo algunas que ni siquiera han sido desarrolladas por Microsoft, sino que son versiones de Linux disfrazadas para que se vean como este Sistema Operativo. Tal es el caso de YLmf, una distribución de Ubuntu 9.10 con la apariencia, pero sólo la apariencia, de Windows XP.

La Red socorre a Haití


Esta semana la capital del Haití fue devastada por un terremoto con la impresionante magnitud de 7 puntos en una escala donde 5 se considera peligroso, y en la que cada punto implica 10 veces más poder destructivo que el anterior. El viernes las autoridades haitianas habían elevado a 140 mil el cálculo de muertes ocasionadas por el sismo.

Ante esta tragedia, casi todas las grandes empresas han respondido prestando sus servicios para que los interesados den ayuda y hagan donaciones; Google donó $1 millón de dólares y puso un vínculo en el portal de su buscador en Inglés, Apple hizo lo suyo adaptando la popular tienda en-línea de iTunes y Microsoft, que también donó $1 millón de dólares para ayuda, prometió que además igualaría el monto donado por sus empleados, movida que fue copiada por Intel.

Por otra parte en Estados Unidos una campaña para realizar donaciones a través de mensajes de texto anunció desde su cuenta de Twitter que había recaudado más de $2 millones de dólares.

Facebook, Twitter y otras redes sociales corroboraron su valor como fuentes de información de último minuto. Toda clase de medios de comunicación, entre los que hubo varios diarios colombianos, reconocieron que las primeras imágenes y reportes del terremoto se publicaron a través de estas redes.

Es recomendable, sin embargo, que antes de realizar donaciones por Internet los interesados se aseguren de estar haciéndolas a través de una fuente confiable; no han faltado los usuarios inescrupulosos que han vinculado páginas ficticias de ayuda a sus cuentas bancarias personales.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad