lunes 08 de junio de 2009 - 4:38 AM

Selección Colombia llegó a Medellín

Cargados de optimismo llegaron esta tarde de domingo todos los integrantes de la Selección de Colombia para preparar el partido del miércoles frente a Perú.

Si bien sus rostros reflejaban trasnocho, ya que a las 3:00 de la madrugada iniciaron el viaje que los trajo a Medellín, el estado de ánimo de los deportistas fue bueno tirando a excelente porque son conscientes de que en Argentina merecieron algo más que la injusta derrota 0-1.

Eduardo Lara

Esa frase "todo bien" que hizo famosa Carlos el Pibe Valderrama en el combinado patrio durante tres mundiales retomó vigencia, ya que eso fue lo único que exclamaron 22 de los 23 atletas cuando se bajaron del bus de servicios especiales, de placas TSG 670 e identificado a leguas por el mensaje escrito en su carrocería en letras altas "pasión de todo el país".

El único que se salió del libreto en la llegada al hotel San Fernando Plaza, donde en los pisos 17 y 16 se montó la fortaleza mundialista, fue el arquero David Ospina.

Aprovechando que el joven portero tuvo que buscar su maleta, la multitud de periodistas lo abordó y encontró, como siempre, respuestas en el portero antioqueño del Niza de Francia.

"Esa caída 1-0 del sábado nos dejó un sabor amargo porque teníamos controlados a los argentinos, quienes en una desconcentración nos cobraron", fue lo primero que explicó.

Cuando se le preguntó por el futuro de la Selección y las opciones de pelear por un cupo para Sudáfrica-2010, David indicó que "hay optimismo y las posibilidades siguen vivas, pero somos conscientes de que frente a Perú hay que conseguir los tres puntos para continuar soñando con el Mundial".

Concentración máxima
Era la 1:30 de la tarde cuando Colombia llegó al sitio de hospedaje -solo en la noche se reportó Abel Aguilar procedente de España- y lo único que querían todos su componentes era descanso total y concentración máxima para afrontar la fecha 14 de la Eliminatoria Suramericana.

Por eso solo Ospina omitió el "todo bien", ya que apenas almorzaran solo habría tiempo para el descanso para recuperar el sueño perdido de la noche sabatina y de las extenuantes seis horas del viaje entre Buenos Aires y Rionegro.

"Necesitamos la energía positiva y todos en la Selección están dispuestos a colaborar, pero eso será desde este lunes en la práctica, ya que el domingo se destinó para la recuperación del grupo que anda en muy buena actitud porque sabe que jugó bien y mereció otra suerte en Argentina", comentó Mauricio Correa, jefe de prensa del tricolor nacional.

Otro de los que se notó optimista fue el mismo presidente de la Federación Colombiana de Fútbol, Luis Bedoya Giraldo, quien se mostró satisfecho por el buen movimiento de la boletería para el juego del miércoles, a las 6:00 p.m. en el estadio Atanasio Girardot.

Bedoya manifestó que "es claro que nuestro equipo está mostrando nivel, orden y eso lo tenemos que aprovechar a partir del partido del miércoles frente a Perú".

El dirigente destacó que "la buena energía del plantel nos puso a creer en cosas buenas ante Argentina, pero así el no conseguir el punto nos haya golpeado un poco, seguimos pensando en que hay con qué lograr los tres puntos en Medellín, que de seguro va a responder porque por primera vez Colombia juega un partido oficial en el Atanasio".

Esa destacada actuación frente a los argentinos evitó que la derrota hiciera daño entre el grupo y la afición, pero el margen de error del tricolor nacional es cada día más escaso y ahora, con las baterías recargadas, en lo único que se tiene que centrar es la victoria ante Perú para continuar soñando con la lejana Sudáfrica.

Perú llega el martes

La Selección de Perú, última de la Eliminatoria Suramericana y con la cual Colombia empató 1-1 el año pasado, apenas llegará el martes a la capital antioqueña.

Julio Ávalos, periodista del diario El Bocón, confirmó que "el onceno que maneja José ‘Chemo’ del Solar decidió adelantar este lunes la recuperación en su sede deportiva de La Videna y apenas el martes viajará hacia Colombia".

El onceno inca, del cual hace parte Johan Fano, delantero del Once Caldas, vendrá en un vuelo charter, se hospedará en el hotel Belfort Dann Carlton y el martes mismo hará el reconocimiento del estadio Atanasio Girardot, donde jugó un amistoso con el combinado patrio en agosto de 1984, con resultado 1-1.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad