domingo 20 de septiembre de 2020 - 12:00 AM

Tadej Pogacar, y el nacimiento de un nuevo ‘monstruo’

En un día que será recordado por los amantes del ciclismo, Tadej Pogacar le dio un vuelco a la general del Tour y dejó todo listo para ser el segundo ciclista más joven en ganar la ronda gala, tras Henry Cornet, quien en 1904 ganó con 19 años.
Escuchar este artículo

Asombroso. Sí, es la palabra que describe a la perfección lo hecho por el joven esloveno Tadej Pogacar (UAE - Team Emirates) en la contrarreloj de 36.2 kilómetros entre Lure y La Planche des Belles Files.

Y es que en ese exigente tramo Pogacar acabó de ‘tajo’ con el trabajo y el dominio del Jumbo - Visma, que tenía en otro esloveno, Primoz Roglic, a su ‘ficha’ para coronar su labor en esta edición de la ronda gala, y quedarse con el título.

Pogacar arrasó con todo, al mejor estilo de lo que en el pasado hicieron hombres como Eddy Merckx, Bernard Hinault y hasta el propio Miguel Induráin, quienes ‘masacraban’ a sus rivales sin misericordia alguna en todos los terrenos, pero especialmente en las etapas a cronómetro.

Lea también: Pogacar, el sorprendente campeón del Tour de Francia

Pogacar, el mejor

El joven pedalista, que el lunes cumplirá 22 años, salió con una desventaja de 57’’ con respecto al líder, y en el tramo individual, sin equipo y en vibrante mano a mano hasta faltando cuatro kilómetros para la meta, hizo valer su potencia y no solo dominó a Roglic, sino que lo avasalló a tal punto, que le propinó la derrota más dura de su carrera, tal y como en 1989 lo hiciera Greg Lemond ante Laurent Fignon, al descontar 50’’ y ganar el Tour por 8’’ tras una ‘crono’ en París.

Pogacar es virtual ganador del Tour de Francia 2020, tras haber sido el más fuerte de la carrera. No fue producto del azar y mucho menos oportunismo. El joven ‘capo’ del UAE había perdido 1’:21’’ en el abanico de Lavaur.

Todo su ahínco ha sido atacar, descontar segundos y remontar de a poco, como una hormiga, con un ataque aquí y otro allá. Parecía insuficiente para doblegar a Roglic, siempre escoltado por su poderoso Jumbo.

Pero cuando el duelo fue cara a cara, sin compañeros alrededor, solo con un reloj de testigo, el joven de aún 21 años arrasó en los 36.2 kilómetros de la cronómetro de los Vosgos.

Y ahí, en ese mano a mano, como en el campeonato nacional de ‘crono’ de su país, Pogacar logró la victoria con 1’:56’’ sobre Roglic, tomándole casi un minuto para vestirse de amarillo en París. Sin contar aquella pérdida del viento. Y suceder en el trono de campeón al colombiano Egan Bernal, tal y como lo hiciera en 2018 cuando reclamó el título del Tour de l’Avenir, un año después de que lo hubiera conquistado el nacido en Zipaquirá.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad