jueves 27 de febrero de 2020 - 8:05 AM

Apertura de vía Bucaramanga - Bogotá es incierta: Invias

El Director nacional del Instituto Nacional de Vías, Invias, aseguró a Vanguardia que la fecha de apertura del corredor vial que comunica a Bucaramanga con el centro de Colombia es incierta toda vez que en varios puntos del tramo afectado por la emergencia la pérdida de calzada supera el 70%.
Escuchar este artículo

Después de recorrer los cerca de 10 kilómetros afectados por la avalancha, Juan Esteban Gil, director del Invias, confirmó a Vanguardia que la probabilidad de que la vía esté habilitada, al menos a un carril, en los próximos 15 días es muy baja.

La incertidumbre tiene que ver con que en varios sectores la bancada quedó afectada en un 70% y las piedras de gran magnitud tienen que ser dinamitadas para limpiar la vía.

Además, Gil explicó que en los sitios donde quedó el 30% de calzada estudiarán remover parte de la montaña para hacer la carretera.

El director del Invias informó que aunque la afectación es grave, la zona con mayores problemas viales en la vía que comunica a Curos con Málaga. Según Gil, en este sector hay un puente destruido y partes de carretera dañadas.

El Invias tiene monitoreo constante en las zonas afectadas, sin embargo advierte que las lluvias que siguen cayendo en Santander mantienen el riesgo.

¿Qué pasó?

El aguacero del 26 de febrero afectó gravemente la vía nacional que de Bucaramanga lleva a la capital de Colombia. Desde el kilómetro 63 hasta el 73 se registraron caída de rocas y árboles gigantes, pérdida de bancada y daño en la estructura de un puente.

Después de la tempestad, y con las rocas y el flujo de lodo cubriendo gran parte de la vía a Pescadero, personal del Instituto Nacional de Vías, Invías, y de los organismos de socorro municipal y departamental comenzaron a realizar el balance de las afectaciones en este importante corredor vial.

Según información entregada por el director de Gestión del Riesgo de Santander, César García, la emergencia fue ocasionada por las crecientes súbitas en las quebradas El Boquerón, El Cafetal y en los ríos Manco y de Oro.

Los desastres originados por la avalancha tuvieron lugar en los puntos conocidos como El Boquerón, El Guamo, El Salado, la vía a la Mesa de los Santos, en el puente de la quebrada San Francisco y la vía que conduce de Curos a Málaga en el sector Santa Bárbara.

Desde el momento en que se activó el Puesto de Mando Unificado, PMU, las autoridades informaron de posibles fechas de apertura de la vía.

El gobernador de Santander, Nerthink Mauricio Aguilar, informó que se están realizando las labores correspondientes para agilizar la apertura de la vía.

“Estamos en comunicación con el director del Invías y el Ministerio de Transporte para que se dé un comunicado en el que se diga que la vía estará cerrada hasta que se atiendan los puntos críticos. Estamos incomunicados y se está trabajando en habilitar el paso de esta red terciaria para estas personas que tienen urgencia de llegar a la capital del departamento”, dijo el mandatario.

Transporte, el más afectado

La vía alterna para el transporte de carga contempla un aumento en el número de kilómetros recorridos cercano al 50%, de acuerdo con Juan Miguel Durán, presidente de Colfecar, gremio de los transportadores de carga.

“Lo anterior implica un aumento significativo en tiempos de recorrido y por ende un aumento en el consumo de combustible de aproximadamente 480 mil pesos. Por el lado de los peajes, se pasaría de pagar 5 a 8 peajes en la ruta alterna, que para la categoría IV tendría un aumento cercano al 68%, pasando de 148 mil a 249 mil pesos”, informó el gremio.

Esto sin hablar del transporte de pasajeros, pues solo a San Gil diariamente salen más de 60 rutas de nueve empresas desde el Terminal de Transportes de Bucaramanga. A eso se le suman las rutas a Socorro, Vélez, Barbosa, Málaga y Bogotá.

Avicultura de Santander, en vilo

El 35% de la producción avícola de Santander está ubicada entre Piedecuesta y Los Santos. Por eso, para Fenavi es grave que la vía esté colapsada, pues 5 millones de huevos y 500 toneladas de pollo salen de Santander al centro del país.

“Para nosotros, el centro del país es un punto de entrega de alimento muy importante. 50% de la producción de Santander atiende al centro del país”, explicó Martha Ruth Velásquez Quintero, directora Ejecutiva de Fenavi.

Las cerca de 237 granjas en esta zona no tienen capacidad para guardar el alimento. Además, tienen el agravante de la sequía que históricamente afecta el sector.

Por la avalancha, cerca de 50 mil aves, de las granjas avícolas de la zona murieron.

El mismo panorama lo viven los ganaderos del sector quienes están a la espera de cómo transportar suministros hasta Los Santos.

Golpe a la canasta familiar

Los cierres tras la emergencia afectarán los volúmenes de productos del campo santandereanos que llegan a la Central de Abastos de Bucaramanga, Centroabastos.

“La cadena normal de abastecimiento va a presentar contratiempos. Sí habrá productos pero en menores volúmenes de acopio, lo que significa aumento en los precios”, explicó Alfonso Peñaloza Bueno, coordinador de operaciones de Centroabastos.

De la Provincia Guanentina, por ejemplo, llega el tomate, la habichuela y el fríjol. De García Rovira sale fríjol verde, tomate, habichuela, cebolla cabezona blanca y pepino. Los Santos envía maracuyá, piña, habichuela, tomate y pimentón. Y de Boyacá llega la papa pastusa, papa amarilla, zanahoria, cebolla cabezona, brócoli y apio en ramas.

Estos productos, de acuerdo con Peñaloza Bueno, sufrirían incremento en sus precios, toda vez que hacerlos llegar a la ciudad se vuelve más costoso.

¿Y el comercio?

Para Alejandro Almeyda Camargo, director Ejecutivo de Fenalco Santander, el paso de la avalancha afectará de manera decisiva el sector de transporte de pasajeros, de alimentos, y empresas que transportan material de construcción desde Pescadero y zonas aledañas hacia el área metropolitana de Bucaramanga.

“Se estima que las pérdidas económicas para este sector del comercio superarán el 40%, incluyendo los centros de recreación cercanos al lugar del desbordamiento, que presentan pérdidas materiales importantes”, dijo Almeyda.

El tramo autorizado por las autoridades (viajar por la Ruta del Sol), de acuerdo con Almeyda, incrementaría el pasaje en cerca de 20%, lo que afectaría el sector transportador.

Vías alternas

Para lograr habilitar este corredor vial, el Instituto Nacional de Vías trasladó toda su capacidad técnica y operativa en el departamento. Mientras esto sucede, Invías informó que quienes deseen movilizarse desde Bucaramanga hasta Bogotá lo pueden hacer de dos formas.

La primera, si viaja en vehículo particular, es tomar la vía Zapatoca, de ahí dirigirse a Barichara, para salir a San Gil y tomar el curso de la vía nacional a Bogotá.

La segunda, apta para transporte intermunicipal por el tamaño de los buses, es usar la Troncal del Magdalena Medio. De Bucaramanga a Barrancabermeja, hasta La Dorada y de ahí a Bogotá.

La tercera es la única vía que el transporte pesado puede utilizar. De Bucaramanga a San Alberto, de ahí a Puerto Salgar para tomar la vía a Bogotá. Esta vía es la más larga pero por restricciones para transporte de carga en un tramo de la Ruta del Cacao es la única habilitada.

Para ir a la capital de la provincia García Rovira, la única ruta habilitada es ir de Bucaramanga hasta Pamplona, de ahí tomar la vía a Presidente y luego a Málaga.

El único municipio que a la fecha está incomunicado es Los Santos. Por los daños en la estructura del puente, ubicado 200 metros adelante del restaurante El Bwey, y las afectaciones por la otra entrada al municipio, en plena vía Curos – Pescadero, los santeros no tienen cómo salir hacia Bucaramanga.

Por estas afectaciones, ganaderos y avicultores de la zona perderían cerca de 5 millones de huevos y 500 toneladas de pollo al día.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad