miércoles 09 de septiembre de 2009 - 10:00 AM

Gobernación analiza problemática de palma en Puerto Wilches

La pudrición del cogollo, o PC, es el verdadero dolor de cabeza de los palmeros.

Es una enfermedad letal. Por ejemplo, en el sur de Colombia se llevó, literalmente, 35 mil hectáreas, es decir, más del 60% de las siembras que se tienen en Santander.

De acuerdo con Darío Echeverry Serrano, secretario de Agricultura, estuvieron en la zona palmera con el objetivo de 'conocer la problemática por la pudrición de cogollo en la palma. Es dramática la situación, y si no se actúa de manera inmediata habrá repercusión en otras zonas. Estamos buscando herramientas para proteger nuestras siembras'.

La enfermedad (Rhynchosphorum Palmarum), se encuentra en varias plantaciones, donde su prevalencia se encuentra en porcentajes alarmantes.

Echeverri Serrano dijo que se buscará con el Gobierno Nacional soluciones para refinanciar deudas y hacer renovación de cultivos.

Según Jorge Arturo Cabra, microbiólogo y gerente nacional de la PC y otros disturbios sanitarios de Fedepalma, 'es fundamental tomar medidas con urgencia para no sufrir más adelante un brote más fuerte de PC'.

10 años


De acuerdo con estudios del ICA, si no se toman las medidas sanitarias y se aplican los manejos agronómicos del cultivo al pie de la letra, la zona podría estar infestada en su totalidad en 10 años.

'El nivel de afectación se ha detectado con incidencias inferiores al 5% en 23.037 hectáreas (67%); entre el 5% y el 40% en 7.587 hectáreas (22%) y 3.962 hectáreas (11%),  están en el grupo de incidencias superiores al 40%', según se consigna en el informe.

Esos datos corresponde a la zona de Puerto Wilches, pero ha venido avanzado a la zona norte, es decir, hacia las plantaciones de Sabana de Torres (Santander) y San Alberto (Cesar), donde se reportan 32.100 hectáreas con incidencias inferiores al 0,5%.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad