viernes 27 de mayo de 2022 - 10:21 AM

La fruta, entre los productos más caros de la canasta familiar en Bucaramanga y el área

La mora, pitahaya, guanábana, y papaya, son algunas de las frutas que encabezan el listado de aquellas que aumentaron su precio. La fresa está entre las que mantiene su valor.

La fruta no se quedó por fuera del listado de productos de la canasta familiar que tiene en ‘jaque’ el bolsillo de los ciudadanos.Quienes asisten a las plazas de mercado aseguran que no es la misma situación que en tiempos anteriores, al punto de restringirse en la cantidad de productos que van a adquirir, porque “la plata no alcanza”.

Así lo indicó Margarita Tarazona, quien afirmó que a sus 35 años de trabajar en la plaza, nunca había visto un cambio tan drástico en algunos alimentos como la guayaba. “No más la libra de guayaba está en $2.000, cuando uno siempre la encontraba a $800. Eso nunca había pasado”.

Cítricos por ‘las nubes’

Dentro de las frutas más costosas se encuentran los cítricos: mandarina, limón y tangelos; aunque, tanto los clientes como los vendedores ‘sintieron’ el cambio en el limón. De estar acostumbrados a comprar este producto a $700, paso a costar $3.500. Parecía todo un privilegio tomarse una limonada.

“En 14 años, nunca había pagado un limón tan caro. Pasé de pagar 20.000 pesos por una canastilla a 140.000 pesos. La gente ya lo pensaba para comprar”, dijo Eduardo García, vendedor de frutas en la Plaza de Mercado Guarín. Cabe resaltar que al día de hoy, este precio se ha regulado.

Otro de los artículos de la canasta que está ‘carísimo’ es el lulo. Quienes lo comercializan, dicen que es uno de los que más ha subido. “Está casi $700 por encima de lo normal. Está muy caro ir a comprarlo porque uno termina ganándose solo $300 por la libra, toca aumentarle y los clientes se quejan”, agregó Carlos Hernández, vendedor.

Fruta es lo que hay

García mencionó que el problema no radica en la escasez, porque producto es lo que hay, pero está caro.

No hay problema en adquirir los alimentos, lo complejo es tener que aumentar el precio, porque automáticamente las ventas bajan. “Hay cosecha de todas las frutas, la única que casi no se consigue es la chirimoya. Ya las personas no compran la misma cantidad, pero no dejan de comprar”.

La única salida que ven los vendedores a estos cambios, es la resignación, y esperar a que todo vuelva a su lugar, tal y como lo mencionó Margarita, “ya uno se acostumbra a esos cambios porque qué más se hace”.

Una fruta que ‘se roba miradas’

Un nuevo integrante llama la atención entre quienes compran a diario la fruta para su hogar. El banano bocadillo está dentro de los más buscados, pues su precio llamativo se ‘roba las miradas’.

Aunque para algunos, el sabor es diferente al tradicional, no ha sido impedimento para estar exhibido por esta temporada. “Esa fruta viene de las veredas que quedan acá cerca. Sale a $10.000 el ‘gajito’ y lo vendemos la ‘mano’ a $2.000”, aseguró Yaneth Mena, vendedora informal.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad