viernes 17 de febrero de 2017 - 12:01 AM

Pérdidas en ventas y empleos deja el Pico y Placa en el Centro de Bucaramanga

Comerciantes dicen que sus ventas se han bajado entre un 50% y 70%.
Escuchar este artículo

Posted by Vanguardia Liberal on Thursday, 16 February 2017

El bajonazo en las ventas es la preocupación general de los comerciantes del centro de Bucaramanga, quienes esperan que se levante la medida, como lo ordenó el Juzgado 16 Civil Municipal de Bucaramanga.

Comerciantes de restaurantes, droguerías, panaderías, almacenes de ropa, electrodomésticos, productos para el hogar, entre otros, ubicados en el centro de Bucaramanga están preocupados por el impacto negativo en las ventas que les he causado, según ellos, la medida del Pico y Placa en ese sector de la ciudad.

Lea también: “La orden es levantar el Pico y Placa de manera transitoria en el Centro”: Juez

Propietarios y arrendatarios de locales comerciales aseguran que las ventas han bajado entre 50 % y 70 %, lo que los ha obligado a cerrar los negocios o despedir personal. “Antes de la medida, se vendía alrededor de $3 millones diarios, ahora tengo que cerrar con $800 mil. Con esta situación, a quienes se les va cumpliendo el contrato no se les renueva, porque no hay forma de hacerlo”, aseguró Alfonso Villamizar Rojas, propietario de Cosméticos Beauty Supply.

Para ellos, la medida afecta directamente a los clientes, quienes por la comodidad de desplazarse en su vehículo, prefieren comprar en otros puntos de la ciudad. “La gente se desorienta con el Pico y Placa general y el del centro, y prefieren no arriesgarse a multas y comparendos, y compran en otra parte. Esto nos está llevando a la quiebra a los pequeños y medianos empresarios, tal vez, con el objetivo de fortalecer las ventas en los centros comerciales y multinacionales a quienes no les cubre la medida”, afirmó Gerardo Umaña, propietario del Botín de Andrés.

Le puede interesar: Alcaldía de Bucaramanga: Pico y Placa en el Centro se mantiene

Buscan alternativas

Entre las alternativas a las que han tenido que acudir para atenuar la crisis, están el despido de personal, las promociones, los cambios de horarios, el pago de domicilios, entre otras. Sin embargo, aseguran que no ha sido suficiente, porque el problema no es la falta de dinero, sino el desplazamiento de los clientes.

Administradores de negocios de comida como la Lonchería La 36, Subway, y el Maná aseguran que los locales permanecen vacíos y las ventas no dan ni para los gastos diarios. “Nuestra hora fuerte es el mediodía, o era, porque la producción se nos ha quedado incluso a la mitad. Y eso afecta a los dueños y a nosotros como empleados”, afirmó Óscar Vasto, gerente de la tienda metrocentro Subway.

Jesús Darío Mancilla, propietario de La Agencia, distribuidora de artículos para el hogar, destaca que la medida afecta el bolsillo de los comerciantes que son propietarios de vehículos. “En mi caso, mi vehículo es par, y con ese Pico y Placa no puedo transitar en una semana cuatro días y la siguiente, dos, es decir, 12 días mensuales y 144 días al año que no puedo utilizarlo para llegar a mi negocio, o debo buscar un parqueadero adicional, que me representa un gasto extra. ¿Será que cuando vaya a pagar el impuesto, me van a descontar esos días?”, anotó.

Lea también: Alcaldía sólo le levantó el Pico y Placa a un comerciante del Centro de Bucaramanga

¿Qué tan grande ha sido el impacto en su negocio del Pico y Placa en el centro?

Laura Rodríguez - El Maná

“En un 50 %, lo que ha obligado a reducir los horarios de trabajo, lo que representa menos dinero para los empleados y menos producción, para evitar pérdidas”.

Gerardo Umaña - Botín de Andrés

“Es temporada colegial y el almacén permanece vacío, por lo que tuvimos que despedir 15 empleadas de temporada, pero es que las ventas no dan para los salarios”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad