domingo 06 de octubre de 2019 - 10:15 AM

¿Qué tan alto puede llegar el dólar: $4.000?

Tiene que haber una solución a la guerra comercial entre China y EE.UU. para que la divisa retorne a los precios acostumbrados.
Escuchar este artículo

Hacia mayo de este año, cuando los efectos de la guerra comercial entre China y Estados Unidos comenzaban a sentirse, los analistas económicos empezaron a vaticinar lo que para ese momento eran niveles nunca antes vistos en el precio del dólar en Colombia: 3.400 e incluso 3.500 pesos.

Pero esta semana, lo que en ese momento era apenas una predicción ya es una realidad. El miércoles en la mañana, la divisa se cotizó en 3.501 pesos, el mayor precio de su historia y el primero en superar esa barrera simbólica de los 3.500 pesos.

Ahora, que ya se alcanzó ese tope, la pregunta inevitable es: ¿Hasta dónde puede llegar el precio del dólar? ¿Es posible que lleguemos a tener un dólar a 4.000 pesos? ¿Qué efecto podría tener en nuestra economía un dólar a un nivel tan alto?

Lea también: Desde mañana, el galón de gasolina costará $9.533 y Acpm $9.061.

Aunque los analistas prefieren no aventurarse a dar cifras exactas de cuál pueda ser el precio del dólar al finalizar el año, nada en el contexto internacional hace creer que haya un cambio de tendencia en la divisa. Todo indica, por el contrario, que los actuales niveles se mantendrán e incluso se superarán.

La guerra comercial entre Estados Unidos y China, que por el momento no muestra señales de llegar a su fin, el temor ante una posible recesión mundial y el juicio político que comienza contra el presidente norteamericano Donald Trump, son factores que amenazan con empujar el dólar hacia un mayor precio.

Aunque el Banco de la República, en su encuesta de expectativas mensuales, prevé que en diciembre podría llegar a un máximo de 3600 pesos, expertos como Felipe Campos, director de investigaciones de Alianza Valores, no descartan que la divisa supere los 4 mil pesos antes de diciembre.

En mayo, cuando Colprensa evaluó las proyecciones del dólar para lo que quedaba del año, el Banco de la República hablaba de una Tasa Representativa del Mercado de 3.144 pesos al finalizar el año, y Campos preveía un dólar por encima de los 3.500 pesos. Por ahora, los cálculos más pesimistas han resultado ser los correctos.

Más allá de la cifra, lo cierto es que mientras el panorama internacional no cambie, el dólar no va a bajar. Eso implica que tiene que haber una solución a la guerra comercial entre China y EE.UU. para que la divisa retorne a los precios a los que estábamos acostumbrados.

Para los más optimistas, eso podría darse pronto. “Como parte de nuestro análisis, inferimos que una vez se disipe toda esta inestabilidad mundial, el dólar se podrá ubicar alrededor de los 3.200 pesos. Lo más probable es que para el otro año la tasa de cambio se ubique en ese valor y no suba más”, dice Juan Pablo Espinosa, director de Investigaciones del Grupo Bancolombia.

Para los más pesimistas, no hay que esperar que esto ocurra por el momento. “El dato principal no es la guerra, es la desaceleración global, si en el segundo semestre tenemos una desaceleración conjunta, el dólar va seguir con sus máximos históricos”, dijo Campos en mayo. Ahora, la desaceleración es cada vez más inminente y son muchos los analistas que hablan de una recesión mundial en el 2020.

Lea también: Así vivimos en Santander.

¿Estamos preparados?

Esta semana, el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, aseguró que la economía colombiana está preparada para soportar un dólar al precio actual e incluso más alto, y, si bien los analistas coinciden en que el actual precio no es una catástrofe, si creen que hay riesgos a tener en cuenta.

El analista Jorge Restrepo considera que una de las ventajas de la economía nacional es la flexibilidad en la tasa de cambio que maneja.

“El mejor blindaje o la mejor estrategia defensiva ante esta turbulencia internacional es precisamente la flexibilidad en la tasa de cambio. No hay que tratar ni de administrarla ni de tener una tasa de cambio fija. Algunos han propuesto la dolarización, lo cual sería de la mayor inconveniencia para la economía colombiana. La flexibilidad es el mayor escudo ante este tipo de difíciles coyunturas internacionales que se pueden agravar”, expone.

Sin embargo, si esta situación se extiende por varios meses, e incluso se agrava, con un dólar más alto, los efectos serán inevitables y, como lo advierten los analistas, los terminaremos pagando todos.

“La inflación aumentará, porque todo lo que compramos importado subirá de precio. Eso no ha ocurrido todavía, porque hasta ahora las empresas empiezan a hacer los ajustes, empiezan a comprar nuevos inventarios, los cuales vendrán con un precio del dólar más alto, lo que repercutirá en la inflación”, explica el docente Javier García Estévez.

Mientras en redes sociales, van y vienen los señalamientos sobre cuál gobierno ha devaluado más, si este o el anterior, los colombianos debemos prepararnos para los efectos de una situación que podría durar por largo tiempo y que, a la larga, depende más de lo que pase en el mundo que de nosotros.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad