martes 15 de septiembre de 2020 - 11:45 AM

Si va a solicitar un crédito, siga estas recomendaciones

Más de una vez todos han pensado en cómo vamos a hacer para afrontar los gastos que ya estaban contemplados o, incluso, aquellos que han aumentado en este momento, pero cuidado, el crédito y endeudamiento, un beneficio que hay que saber manejar.
Escuchar este artículo

La situación se torna angustiosa cuando adicionalmente hay compromisos que se sabe van a llegar, como esa compra que se hizo a comienzos de marzo y que se debió empezar a pagar a mitad de año en “cómodas” mensualidades. Ante esto, seguramente la pregunta que todas las personas se están haciendo es: ¿qué estrategia puedo utilizar para sobrellevar esta situación y no endeudarme más?

Solicitar, renegociar o ampliar el monto de un crédito no debe ser una fuente de preocupación sino, por el contrario, debe ser una solución que permita reducir las presiones financieras que impiden salir adelante.

AlphaCredit ofrece una serie de recomendaciones que podrán aplicar tanto personas como empresas:

•Hablar con su acreedor. Está comprobado que la ligereza o rudeza con la que se afronta una responsabilidad hace la diferencia entre salir o hundirse en la preocupación del cómo se va a pagar una deuda. Si se está atravesando por un momento de difícil que no le ha permitido pagar las cuotas de un crédito, lo primero que se debe hacer es hablar con el acreedor y buscar opciones para sobrellevar esa deuda. Afortunadamente, las instituciones crediticias responsables ofrecen esquemas personalizados que ayudan a sus clientes que responsablemente quieren afrontar la situación actual.

•Implementar una buena administración financiera personal. Es momento de parar y pensar. Reducir los gastos, utilizar apps que ayuden a controlar la economía personal de forma digital y, en la medida de lo posible, abonar a las cuotas de créditos que se tenga. Al pagar poco a poco a una deuda, aunque sea en mínima cantidad, se evitará pagar más intereses.

•Siempre tener presente los ciclos de pago y las tasas de mora. Una vez identificadas las necesidades que se desean cubrir al adquirir un crédito es importante tener en cuenta la fecha de corte del crédito y la fecha límite de pago. En algunos casos, las fechas pueden variar, pero es clave marcarlo en el calendario porque generalmente las tasas de interés por mora son más altas a las tasas de interés corriente y por lo tanto, esto puede generar gastos adicionales innecesarios.

•Refinanciar, rediferir y no revolver la deuda. Refinanciar y rediferir las deudas son alternativas para ajustar la sobrecarga que está generando el pago de la cuota de una obligación. El cambio de plazo de crédito, negociar amortización y tasas de interés corriente o incluso, solicitar compra de cartera con otras entidades financieras, son algunas posibilidades que le permitirán ajustarse a los ciclos de pago y mejorar el flujo de caja. Lo que no es viable es cubrir deudas con otras deudas (créditos rotativos o tarjetas de crédito).

•Analizar y volver a intentar. Un crédito puede ayudarle a mejorar tu vida – ya sea que lo utilice para educación o para cubrir una necesidad médica, como si lo utiliza para hacer ese viaje soñado y crear recuerdos con su familia. Es necesario saber utilizar los créditos para que estos efectivamente nos ayuden a mejorar nuestra vida y no se conviertan en una carga a futuro. Por eso, se debe tener en cuenta: los ingresos, el estilo de vida y capacidad de pago.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad