sábado 20 de julio de 2019 - 12:00 AM

Antígona, acción política para espacio público

Esta acción performativa es la tercera parte de una serie de trabajos en los que el autor se cuestiona sobre el conflicto armado colombiano, el papel del artista y la inserción del arte acción como herramienta física para entenderlo.

Milton Afanador Alvarado, uno de los principales exponentes del performance en Santander, presenta mañana desde las ocho hasta la doce del mediodía en la UIS, su acción performativa “Antígona, acción política para espacio público”, que es una evocación a la heroína del autor griego Sófocles.

Antígona se opuso a la orden de su tío, un déspota tirano que sucedió en el trono al famoso Edipo, luego de que se conociera que éste se había casado con su madre.

El hermano de Antígona se opuso a gobierno de su tío, éste le dio muerte e impidió que le dieran un entierro digno. Antígona aceptó la muerte con el único fin de enterrar a su hermano: “Mis propias manos, después de vuestra muerte, os han lavado, os han vestido y han derramado sobre vosotros las libaciones funerarias; y hoy, Polinice, por haber sepultado tus restos, ¡he aquí mi recompensa!”.

Esta acción performativa es la tercera parte de una serie de trabajos en los que el autor se cuestiona sobre el conflicto armado colombiano, el papel del artista y la inserción del arte acción como herramienta física para entenderlo.

La carne en estado de descomposición no es metáfora, es resultado de un proceso de industrialización violento y por ello se usa como crítica al sistema en que se deshumaniza al otro, al otro que también es colombiano, todo para podérsele sacrificar y exhibir como trofeo de guerra y cifra de éxito en un informe militar.

Afanador asegura que Antígona sigue vigente, cuestionando la tragedia que nos cobija para seguir preguntando: “¿Estamos destinados a seguir repitiendo la misma historia?

En qué consiste la acción

Antígona es un ejercicio performativo de larga duración para espacio público (plaza, parque, glorieta o plazoleta), en el que se toman 10 kilos de carne en estado de descomposición y se arma un bulto antropomorfizado. Cuerpo objeto puesto en espera (de 4 a 6 horas) para las aves de rapiña, quienes, al llegar al cuerpo simbólico, son espantadas, ejercicio ritual de espera y contemplación que finaliza con el entierro de los restos o la ofrenda de los mismos a las aves del lugar.

En esta revisión de la historia de Antígona desde la performance art, Creonte, el victimario, es una figura ausente físicamente, pero vista en el discurso como sujetos de estado. La acción desarrolla por lo menos dos registros que se alimentan el uno al otro.

Por un lado, Antígona se convierte en el reflejo en el que el artista encuentra una voz común.

La acción se realizará en el marco del 7 Festival Internacional de Acciones al Margen, que ofrece expresiones performativas en la ciudad, mañana en la Glorieta de la Universidad Industrial de Santander, Caballo de Bolívar, de 8:00 a.m a 12:00 p.m.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad