viernes 05 de agosto de 2022 - 10:43 AM

Mamb presenta “Transgresores y Transgredidos”, una exposición bajo la curaduría de Leonardo Caballero Piza

El Museo de Arte Moderno de Bucaramanga resultó ganador de la Beca del Programa Nacional de Estímulos del Ministerio de Cultura con “Transgresores y Transgredidos, representaciones del Cuerpo en la Colección del Mamb” bajo la curaduría del maestro Leonardo Caballero Piza, historiador, artista plástico e investigador cultural quien recientemente falleció.

En 2019, Leonardo Caballero Piza lanzó su libro “Apuntes para una historia mínima del Arte Santanderano 1960-2006”, una investigación que resultó ganadora de la beca estímulos ‘Cree en tu talento’ del Instituto Municipal de Cultura de Bucaramanga.

En aquel momento su trabajo se presentó como una “guía histórica y social que requería el arte en Santander” y pintoras reconocidas como Esperanza Barroso retornaron al panorama local referenciadas con el peso que merecen en el arte nacional.

El trabajo de Caballero Piza, quien falleció el pasado 20 de julio, ha entristecido a los artistas locales pues su honestidad y ojo para hablar del arte en Santander y, sobre todo, del arte relacionado con el cuerpo y las sexualidades transgersoras será un enfoque a extrañar.

Sin embargo, este primero de agosto se reveló que su obra curatorial “Transgresores y Transgredidos, Representaciones del Cuerpo en la Colección del Mamb” que se reseña como “un proyecto museográfico con un corte curatorial e investigativo alrededor de la representación del cuerpo”, resultó ganador de la Beca del Programa Nacional de Estímulos del Ministerio de Cultura, lo que se convierte en un homenaje póstumo a su trabajo, que ya estaba bien asentado en el arte local.

La gestora cultural Klaudia Amorocho señala que “para hablar de Leonardo hay que incluir palabras como Profesor, Artista, Investigador, Moda, Reinas, Betty la Fea, progresismo, política, tatuajes, amigo, inclusión, antirracismo, critica, vanidad, karaoke, hijo, hermano, tío, plantas, gatos... Hay que recordarlo con una sonrisa en la cara, porque hasta discutir con Leo era para después reírse”.

La artista cuenta que Leonardo Caballero Piza “decía lo que pensaba, tenía posturas muy claras y creo que esa claridad venia de la fortaleza de sus procesos de investigación y su destreza conceptual para construir sus narrativas que afortunadamente para nosotr@s quedaron en sus trabajos escritos, sus aportes para construir una historia del arte regional son demasiado valiosos porque su enfoque permitió recuperar procesos y artistas que en la historia del arte tradicional no se incluyeron”.

Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA
Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA

Resalta, además, su mirada crítica de los procesos artísticos regionales, así como “sus posturas políticas claras, sin eufemismos, gustaran o no, su trabajo incansable, que también nos empujó a proponer y a emprender luchas desde el arte con enfoque de género en nuestro proyecto colectivo. A Leo lo llevaremos siempre dentro de nuestros recuerdos y será un referente obligado para las nuevas generaciones de artistas”.

Por su parte, el artista y curador del Mamb, Milton Afanador, señala que “Hablar de Leonardo Caballero Piza es hablar de uno de los artistas jóvenes más interesantes de la región. En él uno encuentra producción pictórica, plástica, artística y también textual, de reseña, crítica sobre el arte local”.

Afanador indica que “es inevitable pensarlo como un sujeto político interesado en reaccionar inmediatamente a algunas de las prácticas permanentes del patriarcado en el arte local. Sus investigaciones sobre mujeres artistas le dio espacio nuevamente a algunas de las grandes protagonistas del arte local. Con su ejercicio de investigación desde otra de sus pasiones la historia removió archivos que aclararon algunos capítulos de Lo transcurrido en la década de los 60, 70 y 80 en El arte de la ciudad”.

Foto: Archivo/VANGUARDIA
Foto: Archivo/VANGUARDIA

Indica que recuerda su capacidad de “obsesionarse por temas diversos desde reinas hasta minúsculos detalles que en sus letras y particular visión del mundo se convirtieron en capítulos completos dignos de ser analizados estéticamente desde múltiples perspectivas”.

En ese orden de ideas, la maestra Esperanza Barroso explica que lo conoció “hace unos cinco o seis años, cuando me llamo para preguntarme sobre la función de las mujeres en el Grupo Bucaramanga. Surgió una amistad muy agradable”.

La maestra cuenta que una de las cosas que más le llamó la atención fue su apariencia tatuada: “me encantaban las historias en su cuerpo, las tenía tatuadas tal vez para que no se le olvidarán a nadie y a él tampoco. Era un hombre supremamente inteligente, suave, pero tenía mucha firmeza en sus convicciones”.

La artista santandereana explica que Caballero Piza solía tener muy presentes las fechas y datos y que su legado es muy importante para el arte: “siempre lo voy a llevar en mi corazón porque dejó un legado muy grande de la historia del arte en Santander y se atrevió a hablar de las mujeres en el arte regional”.

Finalmente, el artista Michel Angarita comenta que “para hablar de Leonardo tendríamos que dirigir la mirada a la cultura a lo cotidiano a la belleza, propia y a la belleza interculturalizada, aquello que solemos llamar como la cultura popular. También es despejarse de las ideas hegemónicas, los americanismos, los anglicismos y de las ideas europeas, es dirigir la mirada por los caminos de los estudios culturales como que mira un paisaje, buscando el más mínimo detalle, pero también revisar la representación del cuerpo y continuar escribiendo diálogos diversos ser productoras de pensamiento y nuevas narrativas”.

$!Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA
Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA

La exposición “Transgresores y Transgredidos”, según reseña el Mamb, busca “establecer categorías y poéticas visuales dentro de la colección del Museo, para su valorización, apropiación e investigación, queriéndose realizar una exposición que, a partir de obras que dialoguen con las visiones del cuerpo, como transgredido y como transgresor, problematice dichas representaciones en el contexto político y cultural regional, el cual presente a la ciudad y al departamento, una exposición sobre las representaciones de la figura humana, masculina, femenina, y no binaria, a partir de los diferentes artistas que integran la colección, regionales y nacionales”.

A su vez, este proyecto “identifica caminos y potenciales que tiene la colección para dinamizar su investigación y circulación, como aporte al desarrollo de la historia, la crítica del arte local y los estudios de género, contando con el apoyo del Programa de Diversidad Sexual y Población Lgbiq+ de la Secretaría de Desarrollo Social de Bucaramanga, como población a la cual puede dirigirse específicamente la exposición”.

La idea de esta investigación es contar la violencia que los cuerpos en la región han vivido por cuenta del conflicto armado y dentro de ella se verán obras de Beatriz González (Bucaramanga, 1938) y Sonia Gutiérrez (Cúcuta, 1947).

$!Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA
Foto suministrada Mamb/VANGUARDIA

Además, el Mamb señala que “Es relevante para la región conocer otras maneras en que el cuerpo se convierte en un territorio social y político, para de esta manera sensibilizar a la población frente a los procesos por los cuales actualmente atraviesa el país para el establecimiento de la paz, por medio de lecturas transversales e interseccionales de la representación del cuerpo, las cuales también permiten dialogar sobre sus representaciones como expresiones de género”.

Finalmente, el museo señala que “este proyecto, responde a la necesidad de fortalecer la investigación en el campo de las artes plásticas y visuales del departamento y la región, así como dentro de los propios proyectos del Museo, siendo este una de las pocas instituciones que, a nivel local y departamental, cuenta con una colección de arte, la cual urge ser investigada y explorada para, a partir de estos ejercicios museográficos, aportar a la valoración de estas piezas como patrimonio artístico mueble, regional y nacional, con la finalidad de extender y ampliar el alcance de la colección, las lecturas y reflexiones que puedan surgir para, en este caso, ilustrar las diversas formas en cómo, el cuerpo, en la historia del arte colombiano, ha tenido sus interpretaciones por diversos artistas, y de esta manera, ampliar las visiones sobre su papel dentro de la sociedad actual y las lecturas que, en décadas anteriores, estos artistas realizaron sobre el mismo, y su circulación en el contexto santandereano”.

La exposición que estará disponible a partir del viernes 5 de agosto a las 7:00 p.m. en el Mamb y estará abierta todo agosto, incluyendo actividades y conversatorios dirigidos a la población Lbtiq+ con el propósito de “realizar un diálogo de saberes que nos permita construir comunidad a partir del relacionamiento estético, poético y político que las obras seleccionadas tienen implícitos en su ejecución y distribución, así mismo se invita a la creación y participación de ejercicios y talleres que formulen nuevas dinámicas de participación y visibilización de las voces y discursos propios de las comunidades beneficiadas”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Image
Paola Esteban

Comunicadora social - periodista egresada de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Desde 2005 hace parte del equipo de Vanguardia, trabajando en crónicas y reportajes premium, los cuales se enfocan en temáticas culturales, población Lgbt, y mujer y género.

Ganadora de un premio Luis Enrique Figueroa en 2007 con ‘Aquí estamos pintados’ y un premio CPB con ‘Diario de una bulimica’ en 2008.

@paola_esteban

Besteban@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad