martes 04 de febrero de 2020 - 12:00 AM

Todo en la vida tiene una razón de ser

¿Siente que a pesar de que hace las cosas ‘bien’ no obtiene los resultados que esperaba? Revise el proceso y comprenda que falló en algo. Sea lo que sea, no se desanime, levante la cabeza y siga adelante.
Escuchar este artículo
Todo en la vida tiene una razón de ser

Las cosas que le están ocurriendo y las que le sucederán mañana tienen y tendrán una razón de ser: nada se da por casualidad, sino por causalidad. Ese ‘juego de palabras’ es esencial para entender que lo que hoy tiene es simplemente la consecuencia de lo que usted mismo se ha forjado.

Y más allá de que lo que le esté pasando hoy sea tildado de ‘malo’, cada situación representa un aporte para su desarrollo personal y es una consecuencia de algo que hizo.

Los resultados, sobre todo los que se definen como ‘negativos’, se dan por las erradas decisiones que toma.

Sea como sea, no lograr lo que usted se propone es frustrante. Pero ojo, tal decepción lo podría llevar a cometer más errores y empeorar la situación.

¿Qué hacer?

Le recalco que si las cosas no le han resultado como las tenía pensadas es, de manera literal, porque algo alteró el proceso.

Debe, de entrada, averiguar qué fue eso que lo desvió del camino. ¡Luego corrija!

Yo sé que eso le ha generado confusión y desesperanza; pero no se permita desanimar. ¡Recupere la fe!

Pese a la conmoción, crea que puede sacar de estos problemas un gran aprendizaje y mucha estabilidad emocional, siempre y cuando aproveche las circunstancias para obtener de ellas las lecciones que la vida le quiere aportar.

Para que asuma con madurez lo que le pasa es precisa una actitud positiva. También debe llenarse de buena voluntad para entender que cada cosa que se le presente tiene un origen y, además, que ella lo está retando a sobreponerse.

Debe darse tiempo para que todo madure. Las metas que usted mismo diseñe y que busque serán realidad; no obstante, cada una de ellas exigirá de usted una actitud mental positiva, mucha entrega y dedicación. Obviamente debe persistir en sus buenos propósitos.

Le puede interesar: Crezca y vuele, pero jamás se olvide de sus raíces.

¿A qué vienen las líneas de este texto?

A que debe esforzarse y no dejar que su entusiasmo decaiga, sobre todo en los tiempos tormentosos. Cuando una adversidad toque a su puerta debe mantener la serenidad a toda costa; de lo contrario, las dificultades se agrandarán.

En más de una ocasión sentirá deseos de ‘tirar la toalla’. No obstante, no debe bajar la guardia en los momentos de más tensión. La vitalidad que despliegue le permitirá despejar el camino.

Mejor dicho: Si mira hacia el frente, si persevera y tiene buena vibra, podrá alcanzar todo lo que se proponga.

Insisto en que no les debe dedicar mucha adrenalina a los pequeños traspiés o a las pérdidas menores; siga en la búsqueda de los objetivos que se ha propuesto, sin que la tristeza por algo que no se le dé aminore su ánimo.

Si las cosas no salen tan rápido como usted las anhela, no se desespere; tenga la certeza de que posee todas las cualidades y los recursos para poder superar las crisis y las dificultades que se le presenten.

Es posible que se sienta desorientado en ciertos momentos, pero si no se desespera y actúa con efectividad, encontrará a su lado las soluciones.

No se dé tan duro; la autocrítica es buena, pero no exagere. Es preciso que sea amable con usted mismo. Ello maximizará su carisma y eso le permitirá irradiar hacia los demás todas las buenas energías que hay en su corazón, llenando su entorno de paz y armonía. ¡Dios lo bendiga!

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad