Miércoles 14 de Noviembre de 2018 - 12:01 AM

Bayly usa la sátira contra la cultura de las apariencias en su nueva novela

El escritor peruano Jaime Bayly expone en clave de burla la importancia que se da en países de Latinoamérica a las apariencias antes que a “la propia realidad”, en su nueva novela, ‘Pecho Frío’.
Jaime Bayly, escritor y periodista peruano.

“Por muy caricaturesca que parezca la trama, insisto en que la ficción se queda corta respecto a la realidad”, asevera en una entrevista con Efe el autor peruano Jaime Bayly.

Su novela más humorística y también la más alejada de su biografía personal, ‘Pecho Frío’, es una suerte de ‘ópera bufa’ plagada de “personajes desmesurados”, empezando por el gris cajero de banco que protagoniza la historia y da nombre a la ficción, quien un día acepta besarse con un presentador de televisión a cambio de un premio.

“Le va a cambiar la vida de una manera bastante sísmica”, señala el peruano respecto al beso que ‘Pecho Frío’ acepta de ‘Mama Huevos’ ante las cámaras de televisión, para escándalo de su esposa, ‘Culo Fino’, y que a la larga le valdrá la separación, el despido de su trabajo y, al mismo tiempo, erigirse en un ícono del movimiento homosexual, que lo reivindica aún cuando él no es gay.

Es por ello que el libro, el décimo séptimo que publica, es también una reflexión sobre cómo la “fama inesperada” puede destruir una vida plácida y “poner en entredicho” quien eres, como le ocurre al protagonista que termina en la política.

“La fama desdibuja tu identidad”, afirma el autor, periodista y presentador de televisión, radicado en Miami, y que desde hace más de 30 años se dedica a la pequeña pantalla, aunque en su caso se trató de una elección propia que desde los 18 años lo alejó del anonimato.

En la novela se permite incluso una auto referencia cuando en las últimas páginas aparece el famoso entrevistador Niño Terrible hablando solo sobre convertirse algún día en presidente de Perú, una idea que Bayly en algún momento sopesó y aún hoy confiesa es una especie de “fantasma” al que tiene “bien enjaulado”.

“La política en Perú es casi una cosa policial. Casi todos terminan presos o prófugos, es una cosa de espanto. Yo hice bien en no postular a la Presidencia”, manifestó el autor sobre aquella tentativa que “nació como una broma” la década pasada y hoy agradece no fuera a más porque le hubiera supuesto perder libertad personal.

“Soy un escritor, si te metes en política te destruye la carrera literaria, y creo que en Perú la política es un lodazal, no hay manera que salgas ileso”, zanja.

Publicada por
Noticias relacionadas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Guacamole
Aderezo a base de aguacate y mucho picante para acompañar cualquier entrada.
Publicidad
Publicidad