miércoles 13 de mayo de 2009 - 10:00 AM

¡Mi vida es una foto!

Aunque se concretó una entrevista con ella, Juanita María finalmente no apareció. Esta actitud es paradójica si se tiene en cuenta que para los ‘floggers’ el concepto de vida privada no existe.

Aunque también es comprensible que Juanita no se presentara. La cultura de los ‘floggers’ nació apenas hace 5 años en Buenos Aires y en Bucaramanga  tan sólo hay un grupo de cinco jóvenes organizados en la red social Facebook.

Ser ‘flogger’ consiste en ignorar la virtud victoriana del pudor y dejar a consideración del público la vida cotidiana, los protagonistas y los principales acontecimientos de la vida adolescente.

Por lo general los ‘floggers’ son jóvenes entre los 13 y 18 años que van siempre acompañados de una cámara digital.

Fotografiarse es su único objetivo y en algunas ocasiones su autoestima depende de los comentarios de quienes lo conocen.

La palabra ‘flogger’ nació de 'flog', la forma acortada de ‘fotolog’, que significa ‘blog’ de fotos. La página principal que agrupa a los ‘floggers’ es fotolog.com, cuyo logo es '¿cómo ves tu mundo hoy?'

En Bucaramanga, el creador de este grupo de floggers es Ady Cañisares Ardila. Su intensión de crear el grupo en Facebook es reunirse con otros floggers de la ciudad y organizar salidas.

'Para que podamos reunirnos...es bien feo estar solo', señala.
    
Una cámara, una estrella

El sábado 14 de marzo, la flogger más popular de Argentina protagonizó un artículo del New York Times, que la calificaba como una verdadera estrella en su país natal. Para ese momento, Agustina Vivero, 'Cumbio', ya había escrito un libro, protagonizado una obra de teatro y aparecido en los medios de comunicación.

Agustina Vivero tiene 18 años, nació en San Cristóbal, Buenos Aires y tiene una relación bastante pública con otra chica, con la cual siempre aparece en las fotos.

En 2008 ella fue una de las principales precursoras de la tendencia ‘flogger’ y fue tanta su popularidad que su vida dio un giro de 180 grados. 'Cumbio' publicó este año el libro 'Yo, Cumbio', donde muestra su vida como ‘flogger’.

En Bogotá, los ‘floggers’ se reúnen en La Gran Estación todos los sábados desde las tres de la tarde y ya han protagonizado varias grescas con la tribu emo, quienes los acusan de robarles su estilo a la hora de vestirse.

La tendencia a pelearse con otros grupos urbanos es el menor problema de los ‘floggers’. En países como argentina, han sido acusados de incendiar automóviles y provocar desordenes la ciudad de Santa Fé de Almagro.

¿QUiénes son?
MATEO ROJAS / smateo92@msn.com


'Los llamados Floggers tienen una moda para vestirse no muy original, si podemos mencionarlo así. A través del tiempo, esta nueva tribu urbana ha creado su moda copiando de otros pequeñas partes de su vestimenta para así poder crear la de ellos. Por ejemplo, a los ‘emo’ les 'robaron' la forma de peinarse, que consiste en tener el pelo con un volumen bastante bajo, parcialmente en la cara hacia un lado tapando preferiblemente un ojo ya sea el derecho o izquierdo.

Por otro lado, a los punks les copiaron el estilo de los zapatos converse y los apretados pantalones (también su ideología). De los llamados 'Rolingas' se apropiaron del pañuelo atado al cuello. Las camisas si son de construcción propia; comúnmente tiene cuello en V'.

LISTA
Características de los Floggers


Según Plan B. com, una revista de tendencias bogotana, las siguientes son las características de los floggers:

1 Peinados de medio lado.
2 Coloridas gafas de plástico.
3 Camisetas estampadas con los cuellos cortados.
4 Tenis Nike de colores estridentes.
5 Pantalones entubados.
6 Llevan una cámara digital a todas partes.
7 Gusto por la moda y por marcas reconocidas.
8 Bailan la música electrónica, principalmente tecno.
9 Oscilan entre los 13 y 18 años.

LISTA
El top
Vanguardia Liberal pudo establecer que los siguientes son los floggers más populares:


1 Cumbio (argentina).
2 Qriis (Colombia).
3 Jepeto (Colombia).

LA VOZ DEL EXPERTO
DAVID SÁNCHEZ / Sociólogo. Experto en Nuevas Tecnologías.


La aparición de los blogs en Internet provocó un replanteamiento completo de valores como la privacidad. Cambió también la percepción de la gente sobre la información. De modo que conocer las intimidades de la gente dejó de ser algo prohibido y mostrar la vida privada se percibe también como algo interesante.

En particular, los ‘flogs’ vinieron a ocupar un espacio que querían los jóvenes, cada vez más ávidos de imágenes y quienes muestran poco interés por escribir correctamente o en un formato extenso. Aunque la cultura del ‘flogger’ no es solitaria, el ‘flog’ sí es individual porque lo que importa es lo que yo hago y lo que pongo a consideración.

Que muchos de ellos bailen electrodance es apenas una coincidencia en cuanto a sus modos de vida y los estilos de música actuales. 

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad