miércoles 01 de junio de 2022 - 12:00 AM

Los árboles mueren mucho más rápido ahora que hace cuarenta años

Un estudio internacional determinó que su mortalidad se ha duplicado desde 1980.

Comprometidos con la verdad

Sabemos que te apasiona estar bien informado y que quieres seguir conectado con el periodismo independiente, de calidad y las buenas historias. Por eso, te invitamos a considerar adquirir una suscripción digital.

¡Mira esta propuesta exclusiva para ti!

Beneficios
  • Acceso ilimitado a www.vanguardia.com y contenido EXCLUSIVO para suscriptores.
  • Versión digital del periódico impreso, acceso a las últimas 30 ediciones.
  • Boletín electrónico con recomendaciones de nuestros editores.
  • Sopa de letras y sudokus interactivos.
  • Videos, fotogalerías e infografías.
  • Mejor experiencia de lectura con menos publicidad.
  • Descuentos en productos y experiencias a través del Club Vital.
Suscríbete por 12 meses y te damos 15
OFERTA ESPECIAL
Precio regular: $179.500 Paga: $118.800
Suscríbete
*No incluye periódico impreso
OFERTA ESPECIAL
Paga 12 meses y te damos 15 Precio regular: $179.500 Por $118.800
Suscríbete
*No incluye periódico impreso

Si tienes acceso a la suscripción digital pero no parece cargar correctamente el contenido, refresca tu acceso aquí.

Nuestra mejor noticia

En Vanguardia queremos que te mantengas bien informado. Te invitamos a considerar ser suscriptor digital y seguir conectado con el periodismo independiente y de calidad, investigaciones, buenas historias y todos nuestros contenidos.

¡Mira esta propuesta exclusiva para ti!

Beneficios
  • Acceso ilimitado a www.vanguardia.com y contenido EXCLUSIVO para suscriptores.
  • Versión digital del periódico impreso, acceso a las últimas 30 ediciones.
  • Boletín electrónico con recomendaciones de nuestros editores.
  • Sopa de letras y sudokus interactivos.
  • Videos, fotogalerías e infografías.
  • Mejor experiencia de lectura con menos publicidad.
  • Descuentos en productos y experiencias a través del Club Vital.
Suscríbete por 12 meses y te damos 15
OFERTA ESPECIAL
Precio regular: $179.500 Paga: $118.800
Suscríbete
*No incluye periódico impreso
OFERTA ESPECIAL
Paga 12 meses y te damos 15 Precio regular: $179.500 Por $118.800
Suscríbete
*No incluye periódico impreso

Ya tengo mi suscripción:

o ingresa

Ingresar

Olvidé mi contraseña

Límite de dispositivos diarios alcanzado

Has alcanzado el límite de dispositivos diarios desde los cuales acceder a nuestro contenido.

Debido a los efectos del cambio climático, los árboles de los bosques tropicales de Australia están muriendo mucho más rápido desde la década de 1980. De hecho, su tasa de mortalidad se ha duplicado en los últimos 35 años, según un estudio internacional publicado en Nature.

Dirigido por el Smithsonian Envioronmental Reseach Center, la Universidad de Oxford, y el Instituto Nacional de Investigación para el Desarrollo Sostenible (IRD) de Francia, el estudio atribuye la mortalidad de los árboles al calentamiento global que incrementa el poder de desecación de la atmósfera.

Como consecuencia, los bosques se deterioran, pierden biomasa y parte de su capacidad para almacenar carbono, lo que, en conjunto, hace cada vez más difícil mantener las temperaturas máximas globales muy por debajo del objetivo de 2 °C, como establece el Acuerdo de París contra el cambio climático.

Para hacer el estudio, los investigadores emplearon registros de datos excepcionalmente largos de toda la selva tropical de Australia y constataron que la tasa media de mortalidad de los árboles en estos bosques se ha duplicado en las últimas cuatro décadas.

También descubrieron que los árboles viven aproximadamente la mitad de tiempo y que esta circunstancia es un patrón consistente en todas las especies y lugares de la región.

Y, según el equipo, el impacto se remonta a la década de 1980.

“Fue un shock detectar un aumento tan marcado de la mortalidad de los árboles y, más aún, una tendencia consistente en toda la diversidad de especies y lugares que estudiamos”, explica David Bauman, autor principal del estudio e investigador en Oxford.

“Un resultado notable de este estudio es que no solo detectamos un aumento de la mortalidad, sino también que este aumento parece haber comenzado en la década de 1980, lo que indica que los sistemas naturales de la Tierra pueden haber estado respondiendo al cambio climático durante décadas”, apuntan los autores.

Para el profesor de Oxford Yadvinder Malhi, coautor de la investigación, tal y como ha ocurrido con los corales de la Gran Barrera de Coral, el cambio climático está cambiando también los famosos bosques tropicales de Australia.

“El probable factor impulsor que identificamos, el creciente poder de desecación de la atmósfera causado por el calentamiento global, sugiere que pueden estar produciéndose aumentos similares en las tasas de mortalidad de los árboles en todos los bosques tropicales del mundo”, añade.

De ser así, los bosques tropicales podrían convertirse pronto en fuentes de carbono, y el reto de limitar el calentamiento global por debajo de los 2 °C “se hace más urgente y más difícil”, advierte el ecólogo.

Los bosques tropicales intactos son grandes almacenes de carbono y hasta ahora han sido “sumideros de carbono”, que actúan como frenos moderados del ritmo del cambio climático al absorber alrededor del 12% de las emisiones de CO2 causadas por el ser humano.

Además, cuando los investigadores analizaron las cifras, vieron que la pérdida de biomasa derivada de este incremento de la mortalidad en las últimas décadas no se ha visto compensada por el aumento de biomasa generado por el nacimiento de nuevos árboles, lo que significa que para estos bosques compensar las emisiones de carbono es cada vez más difícil.

Junto al equipo de investigación principal, también participaron científicos de la Universidad James Cook (Australia) y de otras instituciones (Reino Unido, Francia, Estados Unidos y Perú).

¿Cuál es la mayor amenaza de los árboles en Colombia?

La tala de árboles es una de las mayores amenazas que enfrenta la biodiversidad en Colombia. Departamentos del occidente son muy afectados, pero otros del sur y el oriente también sufren este mal.

En Valle del Cauca, Chocó y Nariño se presenta uno de los crímenes más brutales contra la naturaleza por cuenta de diversos grupos armados ilegales.

El Ejército Nacional, la Policía y la Armada han constatado que grupos armados ilegales y clanes de la mafia son los responsables de la tala ilegal de unos 3,4 millones de árboles en los últimos meses.

Las autoridades de esos departamentos informaron que en algunas regiones del país se talaban ilegalmente hasta 300 árboles al día.

El fin de esta tala indiscriminada es el de sacar madera y venderla, pero también el de financiar otras actividades ilegales que ocurren en estas zonas tomadas por grupos ilegales.

Un estudio internacional determinó que su mortalidad se ha duplicado desde 1980.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad