Las investigaciones en Santander

Según la Contraloría General de la República, en la mayoría de los contratos suscritos con recursos del esquema de Bonos de Agua hubo prórrogas extensas, el plazo inicial convenido no se cumplió y contaron con numerosas suspensiones y adiciones.

Esto debido a que hubo “deficiencias importantes en la planeación contractual”, pues no se tuvieron en cuenta los permisos requeridos para la ejecución de las obras y en algunos casos si eran viables técnicamente.

También hubo debilidades en la supervisión e interventoría de forma generalizada, lo que generó faltantes de obra, obras no funcionales y deficiencias en los procesos de construcción.

Gota a gota: Los Bonos de Agua en Santander, Carrasquilla

¿Qué pasó?

Entre los hallazgos de la Contraloría están las obras inconclusas en Floridablanca y Girón, mientras que en Gámbita, Carmen de Chucurí y Floridablanca hubo obras terminadas, pero que no fueron funcionales.

En el municipio del Carmen de Chucurí, se evidenció que se pactó la entrega del 100% de los recursos como anticipo y sin constitución de garantías a los pocos días de haberse firmado el contrato, hecho que fue dado a conocer a la Fiscalía para que adelante la respectiva investigación.

Por lo ocurrido con la red inconclusa de La Hormiga, hay un proceso actualmente en la Fiscalía General de la Nación. Laura Ardila explicó que los hechos fueron denunciados por la Red de Veedurías de Floridablanca en agosto de 2010, pero a la fecha aún no se ha determinado quiénes serían los responsables.

Gota a gota: Los Bonos de Agua en Santander, Carrasquilla

Otras irregularidades

Al analizar los contratos se observó que no se cumplió con el factor de idoneidad en la selección. Según la Contraloría, algunas de las empresas de servicios públicos elegidas no tenían la capacidad técnica y organizacional para llevar a cabo proyectos de esa envergadura.

Esto se tradujo a que estas empresas se vieran abocadas eventualmente a la subcontratación, con la particularidad de que tenían un régimen especial que hacía menos riguroso el proceso de selección del contratista. Esto se dio en: Carmen de Chucurí, Gambita, Floridablanca, Onzaga, San Joaquín, Girón, Suaita, Lebrija.

En algunos casos se logró establecer la existencia de Acuerdos Municipales en los que se autorizaba a los alcaldes para comprometer vigencias futuras excepcionales de los recursos del SGP sin la debida justificación.

Procesos de responsabilidad fiscal en Santander


Según la Contraloría General de la República, por hechos relacionados con la contratación realizada con recursos de los ‘Bonos de Agua’, se adelantan estas investigaciones:

Floridablanca:

Ver proceso 2017-00767

Proceso: 2017-00767 (en trámite)

Cuantía: $2.238’376.223.

Se abrió por los convenios 963 de 2010 y 1189 de 2009 de la Alcaldía con Acuasán (empresa de acueducto de San Gil). Allí hubo varias obras inconclusas como el acueducto de Agua Blanca Parte Alta y el alcantarillado de La Hormiga. También hubo recursos pagados pero no ejecutados, que están pendientes de devolución (cerca de $1.400 millones).

El Carmen de Chucurí

Ver procesos 2127 y 2014 04337 2098

Proceso: 2127 (archivo parcial)

Cuantía: $74’000.000

esta investigación llegó a la etapa de imputación, pero tuvo un archivo parcial en abril de 2018. Se inició por las obras del sistema de tratamiento de aguas residuales del casco urbano y la segunda etapa de la Ptar Santo Domingo del Ramo. Ninguna de las dos se encuentra en funcionamiento.


Proceso: 2014 04337 2098 (fallo sin responsabilidad)

Cuantía: $776’437.257

La investigación se inició por las dudas que había con la planeación de la planta de tratamiento (ptar) del casco urbano del municipio (convenio 016 de 2010 con Acuasan). Esto debido a que el predio donde se construyó la obra fue cambiado y el nuevo terreno carecía de estudios de estabilidad de taludes.

Onzaga

Ver proceso 2018-00945

Proceso: 2018-00945 (en trámite)

Cuantía: $31’437.754.

La investigación se inició por la no ejecución de los acueductos de las veredas El Peñón, La Cuchilla y La Esperanza. Hubo presuntas deficiencias en la supervisión y el control de las obras.

Guaca

Ver procesos 2016-00335 y 2016-00267

Proceso: 2016-00335 (en trámite)

Cuantía: $31’437.754

La investigación se abrió porque presuntamente se destinaron algunos recursos de saneamiento básico a gastos de administración en el convenio que permitió la construcción de las redes de acueducto y alcantarillado del casco urbano.


Proceso: 2016-00267 (en trámite)

Cuantía: $83’071.115

Este proceso se inició por las presuntas irregularidades en el convenio interadministrativo 001 celebrado entre el Municipio de Guaca y la Empresa Municipal de Servicios, para la construcción de las redes de acueducto y alcantarillado del casco urbano.


Según la Contraloría General de la República, en la mayoría de los contratos suscritos con recursos del esquema de Bonos de Agua hubo prórrogas extensas, el plazo inicial convenido no se cumplió y contaron con numerosas suspensiones y adiciones.

Esto debido a que hubo “deficiencias importantes en la planeación contractual”, pues no se tuvieron en cuenta los permisos requeridos para la ejecución de las obras y en algunos casos si eran viables técnicamente.

También hubo debilidades en la supervisión e interventoría de forma generalizada, lo que generó faltantes de obra, obras no funcionales y deficiencias en los procesos de construcción.

Gota a gota: Los Bonos de Agua en Santander, Carrasquilla

¿Qué pasó?

Entre los hallazgos de la Contraloría están las obras inconclusas en Floridablanca y Girón, mientras que en Gámbita, Carmen de Chucurí y Floridablanca hubo obras terminadas, pero que no fueron funcionales.

En el municipio del Carmen de Chucurí, se evidenció que se pactó la entrega del 100% de los recursos como anticipo y sin constitución de garantías a los pocos días de haberse firmado el contrato, hecho que fue dado a conocer a la Fiscalía para que adelante la respectiva investigación.

Por lo ocurrido con la red inconclusa de La Hormiga, hay un proceso actualmente en la Fiscalía General de la Nación. Laura Ardila explicó que los hechos fueron denunciados por la Red de Veedurías de Floridablanca en agosto de 2010, pero a la fecha aún no se ha determinado quiénes serían los responsables.

Gota a gota: Los Bonos de Agua en Santander, Carrasquilla

Otras irregularidades

Al analizar los contratos se observó que no se cumplió con el factor de idoneidad en la selección. Según la Contraloría, algunas de las empresas de servicios públicos elegidas no tenían la capacidad técnica y organizacional para llevar a cabo proyectos de esa envergadura.

Esto se tradujo a que estas empresas se vieran abocadas eventualmente a la subcontratación, con la particularidad de que tenían un régimen especial que hacía menos riguroso el proceso de selección del contratista. Esto se dio en: Carmen de Chucurí, Gambita, Floridablanca, Onzaga, San Joaquín, Girón, Suaita, Lebrija.

En algunos casos se logró establecer la existencia de Acuerdos Municipales en los que se autorizaba a los alcaldes para comprometer vigencias futuras excepcionales de los recursos del SGP sin la debida justificación.

Procesos de responsabilidad fiscal en Santander


Según la Contraloría General de la República, por hechos relacionados con la contratación realizada con recursos de los ‘Bonos de Agua’, se adelantan estas investigaciones:

Floridablanca:

Ver proceso 2017-00767

Proceso: 2017-00767 (en trámite)

Cuantía: $2.238’376.223.

Se abrió por los convenios 963 de 2010 y 1189 de 2009 de la Alcaldía con Acuasán (empresa de acueducto de San Gil). Allí hubo varias obras inconclusas como el acueducto de Agua Blanca Parte Alta y el alcantarillado de La Hormiga. También hubo recursos pagados pero no ejecutados, que están pendientes de devolución (cerca de $1.400 millones).

El Carmen de Chucurí

Ver procesos 2127 y 2014 04337 2098

Proceso: 2127 (archivo parcial)

Cuantía: $74’000.000

esta investigación llegó a la etapa de imputación, pero tuvo un archivo parcial en abril de 2018. Se inició por las obras del sistema de tratamiento de aguas residuales del casco urbano y la segunda etapa de la Ptar Santo Domingo del Ramo. Ninguna de las dos se encuentra en funcionamiento.


Proceso: 2014 04337 2098 (fallo sin responsabilidad)

Cuantía: $776’437.257

La investigación se inició por las dudas que había con la planeación de la planta de tratamiento (ptar) del casco urbano del municipio (convenio 016 de 2010 con Acuasan). Esto debido a que el predio donde se construyó la obra fue cambiado y el nuevo terreno carecía de estudios de estabilidad de taludes.

Onzaga

Ver proceso 2018-00945

Proceso: 2018-00945 (en trámite)

Cuantía: $31’437.754.

La investigación se inició por la no ejecución de los acueductos de las veredas El Peñón, La Cuchilla y La Esperanza. Hubo presuntas deficiencias en la supervisión y el control de las obras.

Guaca

Ver procesos 2016-00335 y 2016-00267

Proceso: 2016-00335 (en trámite)

Cuantía: $31’437.754

La investigación se abrió porque presuntamente se destinaron algunos recursos de saneamiento básico a gastos de administración en el convenio que permitió la construcción de las redes de acueducto y alcantarillado del casco urbano.


Proceso: 2016-00267 (en trámite)

Cuantía: $83’071.115

Este proceso se inició por las presuntas irregularidades en el convenio interadministrativo 001 celebrado entre el Municipio de Guaca y la Empresa Municipal de Servicios, para la construcción de las redes de acueducto y alcantarillado del casco urbano.