viernes 01 de marzo de 2019 - 11:00 AM

Inmuebles sostenibles, todo un hábitat para vivir

La decisión de adquirir vivienda no es tarea sencilla. Desde hace unos cinco años la tendencia a comprar inmuebles sostenibles es más marcada y características como esa son las que determinan la decisión de compra de muchos colombianos.

La Corporación Financiera Internacional, IFC, asegura que Colombia representa el 69% del total de metros cuadrados en proceso de certificación EDGE por encima de México, Perú y Argentina, lo que indica que durante los próximos años la construcción sostenible va a estar a la vanguardia en el país.

“Los colombianos son compradores cada vez más informados y conscientes. De cada 100 prospectos de clientes, 35% preguntan por las diferentes certificaciones en temas de sostenibilidad”, afirma Carlos Molina, gerente Comercial de la constructora Hábitat de los Andes. En este sentido, se puede ver que hoy en día el mercado de compradores no solo busca invertir en vivienda, sino en contribuir a mitigar el cambio climático.

Caminos de Provvidenza ubicado sobre el anillo vial 21 - 462, Floridablanca, es uno de los proyectos pioneros en construcción sostenible en el país y por eso cuenta con la certificación EDGE que garantiza como mínimo un ahorro del 20% en consumo de energía y agua y 20% en energía incorporada en los materiales de construcción.

Esta empresa asegura que contar con esta certificación puede llegar a determinar en los clientes su decisión de compra, así como factores de ubicación: “los potenciales compradores buscan estar cerca de las principales vías de acceso; diferentes tipos de comercios e instituciones como centros comerciales, colegios y universidades que no los hagan moverse en pequeñas distancias para llevar a cabo sus proyectos de vida”.

Así mismo, destaca que los espacios sociales son un requerimiento indispensable de los inversores, por lo que se deben incluir juegos, zonas verdes y áreas exclusivas para mascotas. También, zonas de gimnasios, terrazas, salas de cine, saunas, canchas y salón de juegos, ya que los colombianos quieren tener un verdadero hábitat como vivienda.

“El comprador de hoy tiene unas demandas claras como ubicaciones privilegiadas, variedad de espacios sociales y distribuciones según cada gusto, sobre lo que debe tener su nuevo hogar. Es notable cómo los colombianos están buscando conservar el medio ambiente a través de la compra de una edificación sostenible donde no solo ellos cuiden su hábitat, sino también el de los demás”, concluye el gerente Comercial Hábitat de los Andes.

Colombia cuenta con más de un millón de metros cuadrados registrados en proceso de certificación EDGE.

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad