martes 03 de octubre de 2023 - 9:05 PM

Buscan en Santander a conductor que desapareció en el Magdalena

Los familiares de un conductor de 56 años de edad, que reside en El Banco, Magdalena, buscan a su ser querido después que anunciara que había sido contratado para llevar una mudanza al corregimiento de Berlín, en Tona, Santander.
Compartir

La última vez que los familiares de Édgar de Jesús López Herrera de 56 años tuvieron noticia de su ser querido fue el pasado domingo 1 de octubre cuando a las 7:00 de la mañana le manifestó a su hijo que salía de El Banco, Magdalena, hasta el municipio de Tamalameque, Cesar, para recoger una mudanza.

El acarreo tenía como destino final el corregimiento de Berlín, en el municipio de Tona, Santander. Desde hace tres días se desconoce su paradero.

“No sabemos nada, solo que lo han visto en algunos municipios del Cesar, pero todo es especulación. Su teléfono está apagado desde el domingo, no sabemos de la persona que lo contrató, no tenemos ningún dato”, señaló un familiar.

Édgar de Jesús conducía un camión tipo furgón NNR, color negro, de placas SOI-687 de Girón. Por eso los familiares, después de denunciar el hecho antes las autoridades, buscan el apoyo de la comunidad para tener alguna noticia.

“Cualquier detalle, puede ser importante para hallarlo. Se pueden comunicar a los números celulares: 321 82 69 824, 311 42 74 874, 300 51 86 151”, manifestaron los allegados.

$!Buscan en Santander a conductor que desapareció en el Magdalena

No descartan un caso de ‘falso servicio’

Fuentes del Gaula en Santander aseguraron que han iniciado la búsqueda del conductor en el territorio, pero por la información entregada por sus familiares podrían tratarse de un caso de extorsión conocido como el ‘falso servicio’.

“Esa modalidad consiste en que el delincuente llama al profesional de cualquier área: transportadores, ingenieros, médicos, electricistas, hasta profesores; para que presten su servicio en municipios apartados de Colombia donde no haya señal de comunicaciones. Los hacen ir hasta esos lugares y cuando llegan le manifiestan que es un secuestro, pero no son grupos organizados, sino delincuencia común, que realizan toda la trama vía celular y en algunos casos desde las cárceles para pedirle dinero a la víctima, a los familiares o a sus jefes”, indicó una fuente del Gaula.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad