domingo 22 de diciembre de 2019 - 12:00 AM

Extranjero acusado de abusar a su hijastra en Bucaramanga fue enviado a prisión

El plácido sueño que disfrutaba una menor de 9 años el pasado viernes en la mañana al interior de una vivienda en el barrio Brisas de Provenza, en el sur de Bucaramanga, al parecer fue interrumpido por las atrocidades sexuales a las que habría sido sometida por su padrastro.
Escuchar este artículo

Y es que hasta las mismas autoridades calificaron como una ‘pesadilla’ este hecho que habría ocurrido en el seno de una familia venezolana, que desde hace dos meses llegó a ese sector.

Al parecer, todo tuvo lugar hacia las 9:30 a.m. cuando la pequeña descansaba en una de las habitaciones de una vivienda localizada en la carrera 21B con calle 105, mientras era supervisada por su padrastro, un ciudadano venezolano de 40 años.

El relato de la Fiscalía advierte que el extranjero justamente aprovechó que nadie más se encontraba en el inmueble para llegar hasta la cama de la niña e iniciar con las agresiones sexuales.

“Estaba dormida cuando sentí algo que se me acercó, luego me besó y me tocó mis partes íntimas por debajo de la ropa (...) Yo tenía los ojos entreabiertos y vi que el que me hizo eso fue mi padrastro”: este fue el relato que la víctima entregó a la Fiscalía y que ayer fue leído durante la judicialización del señalado agresor.

La menor cuenta que permaneció en completo silencio, aguantando su drama, hasta que el hombre sació sus deseos carnales.

Luego de cometido el acto, ella salió del inmueble a buscar a su abuela materna, quien reside en una vivienda contigua.

Al llegar allí, fue recibida por su tío materno en vista de que la ‘nona’ no se encontraba. Él, tras observarla con nervios y hasta temblorosa, le preguntó qué ocurría, a lo que ella en un principio se negaba a responder.

Todo hasta que rompió en llanto y le relató a su familiar los abusos a los que acababa de ser sometida.

Así las cosas, el tío decidió llamar a la madre de la niña para ponerla al tanto. Sin embargo, según la Fiscalía, la mujer le restó importancia al asunto y dijo que se trataba de puras mentiras de su hija.

Pese a esto y ante el estado en el que se encontraba su sobrina, el hombre creyó conveniente llamar a la línea 123 de la Policía para contar lo sucedido.

Fue así que en cuestión de minutos los uniformados ingresaron al inmueble en donde se registraron los hechos y arrestaron al presunto abusador sexual.

El padrastro no se allanó a los cargos de acto sexual abusivo con menor de 14 años que el ente investigador le imputó en audiencia realizada ayer en la mañana en el Centro de Servicios Judiciales de Bucaramanga.

Aún así, un juez de garantías decidió recluirlo en un centro carcelario.

Entre tanto, la niña afectada fue llevada al Hospital Universitario, HUS, en donde fue valorada y dejada para el restablecimiento de sus derechos.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad