martes 25 de agosto de 2009 - 10:00 AM

Hombre de 25 años fue asesinado a tiros

A Rosmira González no le salían lágrimas ayer, y no porque no le doliera la muerte de su hijo Fernando Abel Carrasquilla, sino porque sentía que después de tanto sufrir, ya se le habían acabado.

A su hijo de 25 años de edad lo asesinaron el pasado domingo en el barrio Comuneros, en Sabana de Torres, Santander.

'Tengo que ser sincera y aceptar las cosas, él era muy desordenado, me decían que había cogido malas costumbres, que robaba y que consumía drogas. Cuando supe que lo mataron, me puse a llorar y pensé en cuántas veces habrán llorado mamás por lo qué él hacía y ahora me tocó', aseguró la mamá del occiso.

Y quizá fueron esas mismas andanzas las que llevaron a Fernando, en reiteradas oportunidades, a ser blanco de amenazas y atentados en su contra. La mamá no sabe con claridad en qué estaba metido su hijo ni por qué se ensañaron en su contra. Ella asegura que él murió y nunca supo por qué le pasaba lo que le pasaba.

'Hace un año lo quemaron, no supe con qué, pero estuvo dos meses hospitalizado en Bucaramanga, quedó todo desfigurado. Hace cuatro meses le dispararon, lo alcanzaron a herir, pero no fue muy grave. Ahora sí lo mataron', dijo la mujer.

Del homicidio se supo que fue perpetrado por dos hombres que iban a bordo de una motocicleta RX-115.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad