miércoles 25 de septiembre de 2019 - 12:00 AM

Investigan posible venganza en doble homicidio del barrio Claveriano, en Bucaramanga

Rubén Darío Martínez Grimaldos y Yheison José Falcón Méndez fueron baleados cuando se desplazaban en una motocicleta por el barrio Claveriano, en el norte de Bucaramanga.
Escuchar este artículo

Una venganza por problemas entre familias habría sido la causa del doble homicidio perpetrado por hombres armados el pasado lunes en la noche en la vía principal del barrio Claveriano, en el norte de Bucaramanga.

En el hecho fueron ultimados Rubén Darío Martínez Grimaldos, de 20 años, y Yheison José Falcón Méndez, de 26 años y oriundo de Venezuela.

De acuerdo con información entregada por los familiares de las víctimas, sobre las 8:30 p.m., el ciudadano extranjero convidó al otro joven para que lo acompañara a realizarse un corte de cabello en una peluquería del barrio Kennedy.

Le puede interesar: Vendedor ambulante fue asesinado en Bucaramanga

Fue entonces cuando ambos individuos emprendieron el recorrido en una motocicleta, conducida por Rubén y que pretendía comprar.

Justo en el momento en que transitaban por la entrada del Claveriano fueron interceptados por pistoleros en moto, que enseguida procedieron a disparar de manera indiscriminada.

Esta acción violenta dejó a Martínez Grimaldos con dos impactos de bala en el tórax, mientras que Falcón Méndez terminó con un tiro en la parte trasera de la cabeza.

Para cuando las víctimas fueron auxiliadas y trasladadas al Hospital Local del Norte por la comunidad, ya los verdugos se habían dado a la fuga.

Pese a los esfuerzos desplegados por el personal médico, nada pudieron hacer por Rubén Darío, quien llegó sin signos vitales. Yheison José, por la gravedad de la lesión, fue remitido al Hospital Universitario de Santander, HUS, donde falleció sobre las 3:00 a.m. de ayer.

Un problema entre familias

Aunque por lo pronto las causas de este doble crimen son materia de investigación para la Fiscalía y Policía, los primeros indicios señalan que el atentado iba dirigido contra el joven de 20 años. El venezolano habría sido una víctima colateral.

Según las autoridades, los hechos serían una retaliación por el asesinato de Yolanda Sanabria Barón, de 47 años, acaecido en el mismo sector en diciembre de 2016, y cuya muerte generó una serie de problemas entre dos familias.

Erminia Grimaldos, madre de Rubén Darío, expresó a Vanguardia esta hipótesis y además añadió que ya este es su segundo hijo asesinado por este conflicto, del cual asegura que ambos eran inocentes.

“Eso viene por un problema que tuvieron unos muchachos con otra familia, hubo una señora que murió en ese problema y de ahí para acá empezó todo. Ellos dicen que mis hijos tienen que ver, pero mis hijos no tienen nada que ver, y no lo digo porque sean mis hijos, yo sería la primera en reprenderlos”, explicó la mujer.

Lea también: Un muerto y cinco heridos dejó balacera en el Norte de Bucaramanga

La madre agregó que en septiembre de 2017, cuando de tres tiros asesinaron a Brayan Yesid Martínez Grimaldos, su otro hijo, puso en conocimiento de la Fiscalía los hechos; sin embargo, el caso sigue en impunidad

“A mí me habían dicho que me iban acabar mi familia, tengo mucho miedo. Yo fui a la Fiscalía y me dijeron que me iban a dar protección, pero nada... Ni siquiera han venido a averiguar si aún estamos vivos o muertos. Yo ya no aguanto más, quiero justicia”, concluyó la progenitora.

Rubén tenía una hija de dos años y él se ganaba la vida trabajando en ornamentación.

En cuanto al ciudadano venezolano, se conoció que había llegado a la capital santandereana hace poco menos de dos años, junto a su pareja, con el propósito de buscar nuevas oportunidades.

“Nos vinimos para acá los dos y estábamos trabajando, él era cotero en Centroabastos. Era un muchacho muy humilde, cariñoso y amable. No se le veía como malas juntas”, expresó Marly Jaimes, esposa del extranjero.

DOBLES
HOMICIDIOS
DURANTE EL 2019
20 de julio
Brayan Forero Cocua y Fredy Alexander Sandoval fueron asesinados en una tienda del barrio La Cantera, en Piedecuesta. Otras dos personas resultaron heridas. Johan Dahian Sanabria Trujillo, alias ‘Zanahorio’, fue capturado y enviado a la cárcel por este hecho la semana pasada. Las autoridades indicaron que este sujeto pretendía atentar contra otras personas, sin embargo, se equivocó.
22 de marzo
Miguel Ángel Flórez Agudelo y Gerson Samuel Quesada Remolina fueron baleados en una zona despoblada entre los barrios Marianela, en Girón, y Brisas del Paraíso, en el sur de Bucaramanga. Aún este crimen permanece impune. Se presume que el móvil está relacionado con asuntos de microtráfico.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad