sábado 06 de marzo de 2010 - 10:00 AM

Juez negó libertad a Johana Macías

La titular del Juzgado Tercero Promiscuo Municipal de Piedecuesta, con función de control de garantías, negó la libertad de Johana Macías Rangel, que había sido solicitada por su defensor bajo el argumento de vencimiento de términos.

La decisión fue proferida por la juez Janeth Maturana Jaimes ayer a las 3:45 de la tarde en el Centro de Servicios Judiciales de Piedecuesta, donde se celebró la audiencia pública contra Macías Rangel, procesada por la Fiscalía por el homicidio de su propio hijo de seis días de nacido.

Durante la audiencia la defensa técnica de Macías Rangel esgrimió varios aspectos jurídicos para solicitar su libertad inmediata, amparada bajo la figura de vencimiento de los términos.

Según la defensa de la capturada, los 90 días que establece la Ley para que se ejecute el juicio oral ya se vencieron sin que a la fecha Macias Rangel sea vinculada en esa etapa procesal.

No obstante, a su turno tanto la Fiscalía como el Ministerio Público y el representante de las víctimas, aludieron que el vencimiento de términos se dio como consecuencia del respeto al debido proceso y en aras de garantizar los derechos de los implicados.


De regreso a prisión

Tras analizar la posición de las partes la juez justificó su decisión de negarle la libertad a Macías Rangel, argumentado que a lo largo de proceso se han presentado impugnas, solicitudes de cambio de radicación y apelaciones, que han demando tiempo de quienes resuelven dichas figuras jurídicas.

'La decisión se tomó bajo los términos de la Constitución amparando y garantizando los derechos de las partes involucradas en el proceso', señaló la juez Janeth Maturana Jaimes.

El fallo proferido por la juez fue apelado por la defensa técnica de Macías Mosquera, por lo que la resolución pasará ahora a otro Juzgado del Circuito para que determine si hay lugar a la apelación o se corrobora la decisión tomada por la titular del Juzgado Tercero Promiscuo Municipal de Piedecuesta, que, como se dijo, le negó la libertar a Macías Rangel.

Como anécdota queda registrado el llamado de atención que en medio de la audiencia, cuando la Fiscalía hacía su intervención, le hizo la juez a Macías Rangel porque estaba mascando chicle, ya que por Ley está prohibido consumir cualquier tipo de alimentos dentro de las salas de audiencias.


Medidas de seguridad

A las 4:15 de la tarde Johana Andrea Macías Rangel fue sacada de la sala de audiencias y montada en una patrulla del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario, Inpec. Fuertemente escoltada y protegida con un casco y un chaleco antibalas, Macías Rangel abandonó el recinto donde el pasado 16 de junio un juez le notificó que sería investigada por delito de homicidio, pues para la Fiscalía la profesora es la principal sospechosa de la muerte de su propio hijo de seis días de nacido. Como hace nueve meses, una multitud se aglomeró en inmediaciones del Centro de Servicios Judiciales donde se celebró la audiencia, para gritar improperios contra la capturada.

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad