miércoles 20 de enero de 2021 - 12:00 AM

Motociclista murió en accidente de tránsito

La víctima tenía 24 años y vivía en un cuarto en el barrio Álvarez de Bucaramanga. Las causas son materia de investigación.
Escuchar este artículo

Elkin Rodríguez Gamboa dejó el plato de comida servido en la mesa de la casa donde era inquilino en el barrio Álvarez de Bucaramanga. No regresará. Murió en un accidente de tránsito en la carrera 17 con 54 en el barrio San Miguel.

Por allá, muchos vecinos dijeron que lo vieron pasar en su motocicleta azul DT 125 de placa ZSZ 11A realizando una maniobra peligrosa, conocida como ‘canguro’.

Arriesgado, letal. Al llegar al semáforo de la calle 53 se le apareció la tragedia.

Se estrelló contra un taxi de matrículas XVY-135 de Floridablanca, que transportaba una pareja y su hija.

Elkin habría perdido el control al tratar de esquivar otro vehículo de servicio público que se pasó el semáforo en rojo de esa calle, en sentido oriente - occidente.

Lea también: Apareció la menor extraviada el 9 de enero

En una sola llanta y a velocidad esa ‘pirueta’ es mortal.

Aunque una ambulancia llegó para auxiliarlo, era tarde para Elkin, ‘voló’ del golpazo contra la parte izquierda de aquel ‘amarillo’.

Después, hacia las 10:00 de la noche, la presencia de la Unidad Móvil de Criminalística de Tránsito de Bucaramanga certificó el final sin regreso de su maroma. Hazaña a la que además ya sumaba la vulneración del toque de queda; igual que decenas de curiosos que también la rompieron para ir hasta el sitio donde quedó el cuerpo inerte de Rodríguez.

Hasta el amanecer de ayer los dueños de la vivienda donde residía, encontraron el plato de comida y se percataron que no había llegado a dormir.

Un amigo en común los llamó para decirles que Elkin se había accidentado y no tenían cómo e avisarle a la familia en Berlín, de dónde era oriundo.

“Mi socio, mi amigo, mi compañero de estudio. Tantos momentos de risa. Por qué, por qué... no tengo ni palabras, no lo puedo creer ... que Dios les dé fortaleza a quienes sienten tu partida. Un alma buena debe tener un gran espacio en el cielo... Vuela alto aunque no era tu momento”: lamentaron sus allegados.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad