miércoles 12 de mayo de 2010 - 10:00 AM

Sentido adiós a los dos motociclistas muertos

La desesperanza y el dolor eran evidentes en los rostros de familiares y amigos que acompañaron la despedida de los dos motociclistas que murieron en trágicos accidentes de tránsito, el domingo en la noche y el lunes en la madrugada.

Una de las víctimas fue Nixon Andrés Arciniegas Ropero, quien murió el sábado a las 11:50 de la noche, al perder el control de su motocicleta en el barrio Ciudad Bolívar, ubicado en la Ciudadela Real de Minas. Ayer a las 4:00 de la tarde amigos y familiares participaron en una sentida ceremonia en la parroquia Nuestra Señora de las Victorias. Una de sus hermanas gritaba desconsolada: 'Papá por qué se fue mi hermano, no lo puedo soportar'.

Al terminar la eucaristía, sus hermanos llevaron el féretro al carro fúnebre que era acompañado por 30 motociclistas que llegaron hasta el parque cementerio Jardines La Colina.

El otro motociclista identificado como Anselmo Estupiñán Durán, quien también murió en un trágico accidente en el barrio Campohermoso al estrellarse en la madrugada del lunes, fue llevado al cementerio Central donde le dieron cristiana sepultura.

Alrededor de cien amigos y familiares acompañados por mariachis, entonaban con voz entrecortada: 'Cuando ustedes me estén despidiendo con el último adiós de este mundo…'.

Las lágrimas de sus compañeros de trabajo se vislumbraban en medio de las canciones, mientras la familia rodeó el féretro y lo cubrió con flores para observar el cuerpo por última vez.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad