domingo 21 de abril de 2019 - 12:00 AM

Viajarían a Colombia familiares de chilena desaparecida

Familiares de la mujer señalan a un joven santandereano como primer sospechoso de la desaparición. Presuntamente, este hombre habría planeado todo para apoderarse de una fuerte suma de dinero que obtuvo Ilse Amory Ojeda González tras retirarse de la institución policial.

En todo un misterio se volvió la desaparición de la ciudadana chilena Ilse Amory Ojeda González, de 52 años de edad. Desde hace 24 días, sus familiares le perdieron el rastro, pero solo hasta esta semana se conoció oficialmente el caso.

Alejandra, la hermana menor de Amory, es la persona que ha estado al frente de la situación y ha sido ella, precisamente, quien por los diferentes medios de comunicación de Chile y Colombia, así como por redes sociales, ha tratado de reforzar la búsqueda de la mujer, de quien se conoció es sargento retirada de la Policía de Carabineros de Chile.

Si bien Alejandra está bastante agradecida con el apoyo que desde Santander le ha brindado la Policía, no descartan un pronto viaje a Colombia.

Lea también: Sicarios asesinaron de 8 disparos a un hombre en Bucaramanga

“Estamos haciendo las gestiones vía diplomática para tener un respaldo. Las autoridades colombianas nos tienen informados constantemente. Nosotros viajaríamos, desde Chile, con unos especialistas en búsqueda de personas para apoyar las labores que adelanta la Policía de Colombia”, afirmó Alejandra, durante conversación sostenida con Vanguardia, en la tarde de ayer.

Por otra parte, la mujer aseguró que para no entorpecer la investigación, no han hablado con la pareja sentimental de Amory, quien es un joven 23 años menor que ella, oriundo de Curití y con quien había viajado a Colombia el pasado 5 de marzo, prácticamente a escondidas. No obstante, subrayó que debido a esta falta de comunicación con él, no saben si el sujeto se encuentre en Bucaramanga, en Curití o en cualquier otro lugar.

¿Culpable o inocente?

El joven santandereano es señalado como presunto responsable de la desaparición de la exoficial chilena, por parte de los familiares, puesto que él fue la última persona con la que ella tuvo contacto.

El 5 de marzo, la pareja llegó a Colombia, estuvieron en Antioquia y Santander. Pero antes de recorrer los cientos de kilómetros entre ambos países, ella retiró una fuerte suma de dinero.

Cuando pasaron unos 10 días, Amory se reportó con su familia y así lo hizo constantemente hasta el 29 de marzo. Enviaba videos y mensajes. Incluso en estas grabaciones aprovechó para mostrar a quienes serían familiares de su pareja, así como algunos puntos de Curití y, entre tanto, recalcaba que estaba muy feliz.

Pero, al ver que ya no había señales de la mujer, desde esa fecha Alejandra manifestó que le escribieron al joven. Él contestó que se habían ido a vivir a Bucaramanga. Luego dijo que habían discutido el 5 de abril y que ya no se habían vuelto a ver.

Le puede interesar: Investigan a policía que apuntó su arma contra feligreses durante una peregrinación

“La semana pasada ella se peleó conmigo, cogió como 10 mil dólares y se fue. Tiene dinero, voy a moverme a preguntar en los hoteles a ver si se hospedó en alguno, en las empresas de buses a ver si viajó. Voy a hacer lo posible, estoy más preocupado que cualquiera”, respondió el sujeto a los familiares en Chile.

Lo cierto es que la denuncia formal sobre la desaparición de Amory fue conocida por las autoridades en Bucaramanga apenas el miércoles 17 de abril.

“Se encuentran (Gaula y Sijin) trabajando arduamente por instrucción de la Cancillería y el Ministerio de Relaciones Exteriores de ambos países. Se han revisado los lugares por donde mi hermana estuvo y los vehículos del joven y su padre. Se encontraron las pertenencias de mi hermana en el departamento que supuestamente compartían en Bucaramanga”, puntualizó Alejandra.

El brigadier general Manuel Antonio Vásquez Prada, comandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, informó que ya se adelanta con celeridad la investigación en coordinación con la Fiscalía General de la Nación.

El noviazgo

Según lo comentado por Alejandra (hermana), la sargento y el joven colombiano se conocieron hace tres años en Chile. Él trabajaba como mesero en el casino del Club de Suboficiales de Carabineros.

Al poco tiempo iniciaron una relación y comenzaron a vivir. Nadie estuvo de acuerdo, ni siquiera los dos hijos de ella de 30 y 33 años de edad por la diferencia de edad y porque había señales de que él la maltrataba físicamente.

“Estuvo como ocho meses viviendo con mi hermana, luego él retornó a Colombia. Durante el año que él estuvo fuera se comunicaron por WhatsApp. Apareció en octubre de 2018 y le dijo: vengo a buscarte, vámonos para Colombia”, dijo Alejandra.

La mujer viajó a Colombia con 20 millones de pesos chilenos, equivalentes a 95 millones de pesos colombianos.

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad