martes 30 de junio de 2020 - 1:40 PM

Video: Con ayuda de dos patrulleros de la Policía, una mujer venezolana dio a luz en Bucaramanga

Escuchar este artículo

Acostumbrados a enfrentarse a la muerte y a los peligros que conlleva vestir con orgullo el verde oliva, es muy satisfactorio para un policía apoyar la llegada de una nueva vida.

Esa fue precisamente la emoción que vivieron los patrulleros Silvia Fernanda Ortiz Matallana y Jhosimar Correa Ortega, quienes la madrugada de este martes, sin tener conocimiento alguno sobre la manera de atender un parto, sacaron valentía para ayudar a Karelmi Eukaris Albornoz Barreto, una venezolana de 20 años, quien ya había roto fuente y se quejaba de fuertes dolores.

Ocurrió en una vivienda de la carrera 19 con 5 en el barrio Comuneros, en Bucaramanga. La criatura no dio tiempo de nada, cuando los uniformados llegaron tras ser avisados, ya un nuevo ser estaba a punto de abrir sus ojitos al mundo.

“A las 6:00 de la mañana nos informaron desde el CAI La Virgen sobre una mujer que estaba en labores de parto, que no tenía quién la auxiliara, que verificáramos qué pasaba.

“Nos dirigimos al lugar, era urgente, ya había sangre en el piso, la mujer estaba muy nerviosa, había amigas ayudándola pero ninguna profesional en eso. De inmediato mi compañero me pasó unos guantes, la ingresamos a la vivienda, improvisamos una cama con una colchoneta y una cobija.

Video: Con ayuda de dos patrulleros de la Policía, una mujer venezolana dio a luz en Bucaramanga

“Ella se acostó y empezó labores de parto. La verdad yo no tenía conocimiento de eso pero hicimos lo que pudimos, se le indicó que tenía que hacer fuerza... La bebé nació”, relató la patrullera Silvia aún emocionada.

Sintió una de esas sensaciones que son indescriptibles, “es una sensación que no se espera, no se iguala, inolvidable, muchos nervios, no sabía qué hacer, la verdad nunca me esperé esto y menos de improviso, no tengo un curso de enfermería como para recibir bebés, solo quería que estuvieran bien (...) Fue una sensación impresionante, yo nunca esperé recibir en mis brazos a una hermosa niña, gracias a Dios la mamita también está bien, estable, muy tranquila”.

Para el patrullero Jhosimar, la labor de un policía siempre debe enfocarse en salvaguardar vidas, y esta no fe la excepción, “es algo indescriptible, es el primer caso de parto que atiendo, algo que no se puede definir con palabras, una sensación. Lo importante es siempre dar lo mejor en cada servicio, uno nunca sabe qué se va a encontrar en el turno, como en este caso traer al mundo una vida”.

Mientras todo esto ocurría, a través del radio, Correa solicitó una ambulancia en cuestión de minutos, paramédicos de Emergencias 123 acudieron para apoyar el caso.

“Llegamos por requerimiento de la Ponal, a la 19 con sexta; cuando llegamos la mujer ya había dado a luz, procedimos a cortar el cordón umbilical, limpiar a la bebé y trasladarla al Hospital Universitario de Santander”, manifestó Alexander Salón, uno de los paramédicos.

Por fortuna, tanto la madre como la bebé están en buenas condiciones y posiblemente la patrullera Silvia sea madrina de la pequeña.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad