lunes 24 de febrero de 2020 - 2:15 PM

Vigilante falleció tras ser aprisionado por un bus que daba reversa en un parqueadero de Bucaramanga

Ocurrió la noche del pasado domingo en un parqueadero que comunica Bucaramanga con Girón.
Escuchar este artículo

“Dele, dele, dele, a la izquierada”, eran las indicaciones que hacia las 9:00 de la noche Luis Eduardo Hernández Molina le hacía al conductor de un bus, en un parqueadero ubicado en el kilómetro 2 de la vía Girón – Bucaramanga.

Hernández Molina, de 53 años, trabajaba de noche en ese lugar y entre las funciones que realizaba estaba la de dirigir los parqueos.

Lea también: Tres personas heridas y un taxi volcado dejó accidente de tránsito en Bucaramanga.

Sin embargo, la oscuridad le jugó en contra. De un momento a otro, el conductor del bus no escuchó más la voz de Eduardo dándole las indicaciones, así que manejó de nuevo hacia adelante y se bajó a mirar qué había ocurrido.

El inmenso bus de Copetran había aprisionado contra un paredón a Hernández, ocasionándole una grave lesión en la cabeza.

De inmediato solicitaron una ambulancia, pero al llegar los paramédicos constataron que Eduardo estaba sin vida.

Al lugar arribaron funcionarios de la Unidad de Criminalística de Tránsito de Bucaramanga para realizar la inspección y el levantamiento del cadáver con el fin de iniciar una investigación en las que se determinen las causas del accidente.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad