jueves 16 de septiembre de 2021 - 12:00 AM

¿Cómo pueden algunos animales ver en la oscuridad?

Para muchas especies es suficiente con que la luna brille un poco para poder ver perfectamente, otras necesitan esperar al crepúsculo, cuando sale o se pone el sol, para poder ver bien.
Escuchar este artículo

Seguro alguna vez te has cruzado con un animal de noche y lo has logrado ver gracias a que sus ojos brillan mucho. Esto es lo que hace que algunos animales puedan ver perfectamente cuando para otros, en cambio, hay muy poca luz como para llegar a vislumbrar algo en medio de las tinieblas. Pero, exactamente ¿cómo pueden los animales nocturnos ver en la oscuridad? ¿Qué es ese brillo?

Los animales nocturnos pueden ver en la oscuridad porque tienen una superficie reflectora llamada tapetum lucidum. Se trata de una capa de tejido situado en la retina, aunque en algunas especies está detrás de esta. En algunas especies está más desarrollado que en otras, y en los animales diurnos es prácticamente inexistente. Por eso, para muchas especies es suficiente con que la luna brille un poco para poder ver perfectamente, otras necesitan esperar al crepúsculo, cuando sale o se pone el sol, para poder ver bien.

Los animales nocturnos aprovechan las horas en las que el sol alumbra para reponer fuerzas, durmiendo y descansando. Pero también lo hacen para ocultarse porque su vista no es tan buena en esta parte del día. La luz es excesiva para ellos. En cambio, los animales que son crepusculares o que tienen hábitos tanto nocturnos como diurnos, sí pueden adaptarse a deambular de día y desplazarse o buscar alimento, sobre todo en época de apareamiento.

¿Por qué brillan sus ojos?

Los ojos de algunos animales, totalmente nocturnos o con actividad tanto nocturna como diurna, brillan precisamente por la parte del ojo que hemos comentado que les permite ver mejor en la oscuridad. El tapetum lucidum produce un brillo intenso en los ojos. Funciona como un reflector. Este tejido contiene guanina y más cantidad de bastones, que son las células de los ojos sensibles a la luz. Ambos permiten que esta capa del ojo recoja mucha luz del entorno y la refleje, iluminando la vista de estos animales. ¡las maravillas de la naturaleza!

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad