martes 28 de noviembre de 2023 - 8:49 AM

Brasil y Paraguay unen fuerzas para erradicar cultivos ilegales de marihuana

En lo que se ha catalogado como la mayor operación policial de erradicación de plantaciones ilícitas de cannabis a nivel mundial, la Policía Federal de Brasil y el Servicio Nacional Antidrogas de Paraguay lanzaron este martes la Operación Nueva Alianza
Compartir

El objetivo principal es eliminar los cultivos ilegales de marihuana en una vasta región de bosques fronterizos, cuya compleja geografía ha sido utilizada por organizaciones delictivas para ocultar plantaciones ilícitas.

La Operación Nueva Alianza representa un hito en la lucha contra el narcotráfico en la región, destacando la cooperación entre Brasil y Paraguay para abordar un problema que afecta ambas naciones. Según la Policía brasileña, se espera que esta operación alcance la incautación anual de marihuana que normalmente se lograría en un millón de operaciones policiales en todo el mundo.

La región focal de esta operación abarca la Reserva de la Biosfera del Mbarakayu en territorio paraguayo y la Ecorregión de la Selva del Alto Paraná en Brasil. Ambas áreas, que forman parte del bioma conocido como Mata Atlántica, han sido identificadas como puntos críticos utilizados por narcotraficantes para el cultivo masivo de marihuana.

Le puede interesar: Triple homicidio en Nueva Jersey, un tiroteo alertó a la policía

Una particularidad destacada de esta operación es su ubicación en territorios habitados por comunidades indígenas. En la región paraguaya, las comunidades indígenas aché y guaraní comparten el territorio con los cultivos ilegales, mientras que en las zonas brasileñas vecinas, la etnia guaraní kaiowá se ve afectada por la presencia de narcotraficantes.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) ha respaldado la iniciativa, reconociendo la importancia de abordar el problema desde una perspectiva regional y cooperativa. La erradicación de los cultivos ilegales no solo busca debilitar económicamente a las organizaciones criminales sino también proteger a las comunidades indígenas que residen en estas áreas.

La Policía Federal de Brasil señaló que esta fase de la Operación Nueva Alianza da continuidad a una serie de acciones ya ejecutadas por ambas policías antidrogas. El objetivo es desmantelar y descapitalizar a las organizaciones delictivas involucradas en el tráfico de marihuana en la región fronteriza.

Lea también: Incautan más de 54 kilos de cocaína y 48 de marihuana en la isla de San Andrés

La complejidad de la geografía y la densidad forestal de la región presenta desafíos significativos para las fuerzas de seguridad, pero la colaboración entre los dos países busca abordar de manera integral el problema. Se espera que la operación tenga un impacto positivo no solo en la reducción de cultivos ilegales, sino también en la protección de los derechos y la seguridad de las comunidades indígenas que han sido afectadas por la presencia del narcotráfico en sus territorios.

La Operación Nueva Alianza destaca la necesidad de abordar el tráfico de drogas desde una perspectiva multidimensional, considerando no solo las dimensiones de seguridad, sino también las sociales y ambientales.

Noticias relacionadas:

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad