miércoles 30 de septiembre de 2009 - 10:00 AM

Irán alterna provocación y cooperación antes de cumbre

A un día de una crucial reu-nión con las grandes potencias mundiales, Irán reiteró ayer que no suspenderá su programa nuclear, aunque anunció que fijaría próximamente una fecha para que se inspeccione su nueva planta en construcción.

'Si tenemos derecho a enriquecer el uranio, si tenemos derecho a convertir el uranio, si tenemos el derecho a producir combustible, lo haremos. No suspenderemos esos proyectos, es nuestro derecho soberano', indicó el responsable de la Organización Iraní para la Energía Atómica, OIEA, Ali Akbar Salehi. 'No negociaremos nuestros derechos soberanos', afirmó Salehi, para quien la construcción de una segunda planta de enriquecimiento de uranio 'muestra nuestra determinación de no frenar en ningún caso nuestro programa nuclear'.

Con la intención de mostrar la buena voluntad de Irán, Salehi afirmó antes que su país 'informará próximamente a la Agencia Internacional de Energía Atómica, AIEA del calendario de las inspecciones de su segunda planta de enriquecimiento' de uranio en Fordoo, al sur de Teherán.

En forma paralela, una mayoría de los diputados del Parlamento iraní (239 de los 290) advirtió a las seis grandes potencias encargadas de las negociaciones sobre el controvertido programa nuclear iraní que no dejen escapar la ocasión 'histórica' que brinda la reunión de mañana en Ginebra.


Las propuestas de Teherán

El jefe negociador del tema nuclear iraní, Said Jalili, discutirá con representantes del grupo 5+1 (China, Estados Unidos, Francia, Rusia, Reino Unido y Alemania) sobre el nuevo paquete de propuestas presentadas por Teherán para solucionar el problema de la proliferación.

Teherán quiere discutir globalmente sobre una serie de cuestiones que interesan al mundo y no sobre su programa nuclear, afirmando que hay mucho que ofrecer para la seguridad de una región sensible en la que el ejército estadounidense está presente en dos frentes, Iraq y Afganistán.


Pruebas de que programa es pacífico

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon afirmó que es el Gobierno de Irán quien tiene que probar que su programa nuclear es pacífico y comprometerse a una negociación 'sincera' con los demás países.

'El peso de la prueba recae sobre ellos. Tienen que probar que su programa nuclear es pacífico y hacerlo de manera transparente', señaló Ban durante una conferencia de prensa en Naciones Unidas.

Entre tanto el presidente de Irán, Mahmud Ahmadinejad, echó en cara a Ban Ki-moon, que haya repetido hacia su país las mismas acusaciones que hacen las potencias occidentales, indicó la embajada iraní ante el organismo internacional.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad