miércoles 13 de febrero de 2019 - 11:15 AM

La majestuosa pantera negra fue fotografiada después de un siglo en África

Por primera vez, luego de aproximadamente 100 años, se logró capturar la imagen de una mítica pantera negra salvaje en África.

El fotógrafo británico Will Burrard-Lucas, logró obtener una serie de imágenes de la misteriosa pantera negra en su entorno salvaje en el Laikipia Wilderness Camp de Kenia.

Esta hazaña se logró utilizando cámaras trampa Camtraptions, que permitieron registrar a esta extraña clase de leopardo, que suele pasar inadvertido mientras recorre con sigilo los bosques donde se camufla entre las sombras de Asía y África.

Solo un pequeño porcentaje de leopardo posee pelaje negro, por lo que esta especie se ha convertido en leyenda durante décadas. Esta coloración es resultado del melanismo, lo opuesto al albinismo.

Nicholas Pilfold PhD, científico del San Diego Zoo Global e investigador principal de un programa de conservación de leopardos en el condado de Laikipia, aseguró que “siempre habíamos escuchado sobre el leopardo negro que vive en esta región, pero las historias no contenían imágenes de alta calidad que pudieran confirmar su existencia”.

De acuerdo con el experto, las fotos y los videos que obtuvo Will Burrard-Lucas son excepcionales por la calidad de los detalles. “En conjunto, estas son las primeras imágenes confirmadas en casi 100 años de leopardo negro en África”.

¿Cómo se tomaron las imágenes?

Will Burrard-Lucas diseñó un sistema para capturar este tipo de imágenes. Cada trampa está formada por un sensor de movimiento Camtraptions, que activa de forma inalámbrica una cámara réflex digital. El fotógrafo dejo estas cámaras en puntos estratégicos durante días e incluso semanas para fotografiar animales esquivos. “El mayor desafío en este proyecto fue saber dónde colocar mis cámaras trampa”.

El hombre detalló que tan pronto escuchó que un leopardo negro había sido visto en el Campamento de Vida Silvestre de Laikipia en Kenia contactó a los dueños del lagar, Steve y Annabelle Carey, para averiguar más. “Steve confirmó que era cierto y que había visto varios leopardos negros a lo largo de los años. Al llegar a Laikipia, Steve me llevó a conocer a Luisa Ancilotto, que vivía cerca del campamento y había visto un leopardo negro recientemente”.

De esta forma, Burrard-Lucas conoció sobre los hábitos y el territorio de la pantera negra. Seguidamente se recogieron algunas pistas que permitieron llegar hasta un camino que los leopardos parecían estar utilizando. “Instalé las trampas de mi cámara en este camino y fue allí donde capturé mi primera imagen del leopardo negro”.

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad