lunes 05 de octubre de 2009 - 6:36 PM

Ministro ruso publicó acuerdo con Estados Unidos, Francia y la Oiea para enriquecer uranio iraní

El ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, desveló hoy un acuerdo preliminar alcanzado con Estados Unidos, Francia y el Oiea para enriquecer uranio con destino a un reactor de investigación iraní.

"Se elaboró un esquema con la participación del Oiea, Rusia, Estados Unidos y Francia que permitirá utilizar el uranio poco enriquecido ya procesado en Irán, convertirlo en combustible para el reactor de investigación y entregárselo a Teherán", señaló Lavrov, citado por la agencia Interfax.

Lavrov aseguró que el acuerdo se logró el pasado 1 de octubre durante la reunión celebrada en Ginebra entre los mediadores internacionales y representantes iraníes para el arreglo de la crisis nuclear.

"Pronto habrá una reunión de expertos para la realización de ese esquema", apuntó.

El jefe de la diplomacia rusa subrayó que "se da una situación objetiva en la que al reactor iraní pronto se le acabará el combustible y hay que reemplazarlo".

"El reactor es totalmente legítimo, no está prohibido, se encuentra bajo la égida del Oiea y produce isótopos para medicina industrial", insistió.

Lavrov aseguró que Irán se dirigió al Organismo Internacional de la Energía Atómica Oiea para que le sea suministrado el combustible nuclear bajo su supervisión.

El propio director general del Oiea, Mohamed el Baradei, aseguró que expertos se reunirán el 19 de octubre en Viena para ultimar el acuerdo.

El 1 de octubre fuentes oficiales rusas aseguraron que Moscú está dispuesto a enriquecer uranio con destino a las centrales nucleares iraníes con el beneplácito del Oiea.

"La idea es muy interesante teniendo en cuenta de que es el Oiea el que maneja el proyecto y lleva las negociaciones. Rusia puede recoger el uranio poco enriquecido iraní, enriquecerlo y entregárselo a Francia o Argentina, que pueden hacer las pastillas para el reactor de investigación iraní", apuntó.

El reactor de investigación iraní en cuestión fue construido por una compañía argentina con tecnología francesa.

El enriquecimiento del uranio iraní por parte de Rusia no sobrepasaría el nivel del 19,75 por ciento, que es lo permitido por la OIEA, según la fuente rusa.

Rusia concluyó en 2008 el suministro de combustible nuclear con destino a la primera central atómica iraní (Bushehr), que ingenieros rusos construyen a orillas del Golfo Pérsico.

En total, los rusos suministraron a Irán 82 toneladas de uranio-235 enriquecido entre el 1,6 y el 3,62 por ciento procedentes de la planta química de Novosibirsk (Siberia).

Moscú y Teherán suscribieron a principios de 2005 un protocolo adicional sobre la devolución a Rusia del combustible nuclear usado en la central atómica.

Ese dn ocumento pretendía disipar las dudas en la comunidad internacional sobre un posible uso de ese combustible para la fabricación de armas nucleares.

Rusia también ha propuesto a Irán que enriquezca uranio en el primer centro internacional de enriquecimiento que comenzará a operar próximamente en Siberia, pero éste ha declinado por el momento la oferta.

En ese centro los países interesados podrán obtener combustible para sus plantas atómicas sin desarrollar el ciclo nuclear entero y, con ello, evitar el riesgo de que el proceso pueda ser usado para fabricar bombas atómicas.

Recientemente, Irán reveló en una carta dirigida al OIEA la existencia en el país de una planta secreta de enriquecimiento de uranio.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad