miércoles 18 de marzo de 2009 - 6:59 PM

Policía británica indemnizará con 64.000 euros a un sospechoso de terrorismo

La Policía Metropolitana de Londres (MET) aceptó hoy indemnizar con 60.000 libras (64.000 euros) por agresión injustificada a un sospechoso de terrorismo al que detuvo durante una redada y contra el que nunca presentó cargos.


En una vista ante el Tribunal Superior de Londres, la abogada del demandante, Babar Ahmad, explicó que éste fue sometido a "abusos de carácter religioso" y a "violencia prolongada, gratuita, grave e injustificada" tras su arresto en el 2003.

Ahmad, un analista informático de 34 años, fue detenido durante una redada en diciembre de ese año en su casa de Tooting, en el suroeste de Londres, pero nunca fue acusado formalmente.

Durante el juicio, su abogada, Phillippa Kaufmann, aseguró que su cliente, que ahora está encarcelado a la espera de que se resuelva un proceso de extradición a EEUU por otro caso, fue arrastrado por las esposas y agarrado del cuello, entre otros malos tratos.

Kaufmann dijo que la violencia empleada por el Grupo de Apoyo Territorial de la MET estaba destinada a humillarle y a hacerle temer por su vida.

Previamente, la Policía había negado que Ahmad, nacido en Londres y de origen pakistaní, hubiera sido pegado, pisado, agarrado por los testículos y repetidamente golpeado con una rodilla, dentro de la furgoneta policial.

Según la abogada, uno de los agentes involucrados en el caso puede enfrentarse a cargos criminales.

Al margen de su litigio con la MET, Ahmad está a la espera de que se resuelva su recurso de extradición a EEUU -autorizada por el Reino Unido en el 2005-, país que le reclama por supuestamente dirigir páginas de Internet para incitar a la guerra santa y recaudar fondos para los talibanes en Afganistán.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad