martes 19 de marzo de 2019 - 12:00 AM

HAGASE OIR

Escuchar este artículo

No se deje engañar

Los politiqueros colombianos no encuentran fórmulas para seguir engañando al pueblo y sin ningún escrúpulo, después de crear los miles de grupos que hoy tienen están uniéndose los Liberales, los Conservadores y los del Centro Democrático para crear la más pintoresca coalición. Que no le quede duda a nadie, que se están confabulando para llevar un candidato único que se comprometa con todos ellos, menos con las necesidades del pueblo, pues si en el Plan Nacional de Desarrollo, preparado por los magos del Centro Democrático, Santander no figura en nada, entonces qué pueden ofrecer. Hay que tener una posición muy clara y precisa para no dejarse engañar y no caer en la trampa que están preparando los politiqueros que aspiran a perpetuarse en el poder, solo para el beneficio personal.

Contaminación auditiva oficial

El fin de semana pasado, los días sábado y domingo, se realizó un evento en Neomundo de promoción de motocicletas de distintas marcas y los moradores de los varios conjuntos residenciales que existen en el sector y aún los inquilinos del Hotel Holiday In del Centro Comercial Cacique, tuvimos que soportar la más estruendosa y exagerada contaminación auditiva, porque no sé por qué circunstancia se encendía una motocicleta cada tres minutos aproximadamente, acelerándola al máximo con lo cual producía un estridente ruido que no permitía escuchar siquiera los televisores.

Me imagino que debe existir un control sobre el nivel de los decibeles que ocasiona tal actividad porque aquí, con la anuencia de las autoridades oficiales, se produjo durante estos dos días la más elevada contaminación auditiva, sumándose obviamente el ruido de los equipos de sonido o parlantes que promocionaban tales aparatos.

Pero no fue solo durante unas horas, sino que la intranquilidad se prolongó durante los dos días señalados. Considero que las autoridades que otorgan estas licencias deben prever el malestar que causan a toda la comunidad. Existen lugares más apropiados para tales eventos como en los anillos viales y alejados de las zonas residenciales. Si existe una próxima oportunidad deberán utilizarse los medios legales como una acción de tutela que garantice los derechos a la tranquilidad y a la salud.

Sin decir adiós

Con su grande ojo el Sol llega a mi ventana todas las mañanas.

Una vez...una vez

Su calor cortó mi sueño que en ese momento volaba por el pantano de mi alma.

El Sol como llegó se fue y nos dejó su luz para el recuerdo.

Todas las cosas buenas hacen lo mismo llegan y se van ¡Sin decir adiós!

El tarro plástico

Cuando una persona arroja a la basura un tarro plástico que contenía una bebida azucarada, se observa el regocijo de los demás espectadores y aunque no asiente la cabeza como ellos, piensa que tal acción es como una parodia cómica de su vida que lo disminuye como hombre ilustre, y si se le escapa una sonrisa, es para ser indulgente consigo mismo, pensando que lo que puede haber de risible en su conducta es lo que tiene en común con aquellas gentes, incapaces de comprender que para salvar el planeta se tiene la opción de no comprar la bebida empacada y tomar una simple taza con agua de la tubería.

También de cuando en cuando puede uno reírse de la estupidez de uno mismo y es un placer que se da por añadidura porque si uno se da cuenta del tarro se siente más inteligente que antes.

El no usar tarros plásticos debe ser cultivado conscientemente por uno mismo todos los días, aun cuando nuestro pueblo es joven y nuestra cultura está en formación. Florecer en una cultura sin plásticos exige además una fase cultural avanzada en los barrios y cierto clima político y moral.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad