Jueves 06 de Diciembre de 2018 - 12:01 AM

El renacimiento mexicano

Columnista: Alexander Arciniegas

politicainternacional1648@gmail.com

Estos días, la noticia para Latinoamérica no fue la cumbre del G-20 celebrada en Argentina, sino la posesión de López Obrador. A diferencia de los Bolsonaro, Duque, Piñera, Macri o Moreno, indolentes con sus pueblos y patéticos “aliados” de Trump, el nuevo Presidente mexicano es una esperanza en medio de tantas sombras.

Mientras internacionalmente y en Colombia claro, contemplamos el imperio del miedo y el egoísmo; el secuestro del Estado por parte de oscuros intereses privados -caso Odebrecht-Corficolombiana- ¿recuerdan? o padecemos injustas políticas económicas que golpean a la clase media y baja para alcahuetear multimillonarios; en México se busca recuperar la política social a gran escala: mejores salarios, acceso efectivo a la salud, creación de decenas de universidades públicas y otorgamiento de millones de becas mediante el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, para que los muchachos puedan ir a la universidad o capacitarse laboralmente.

En su posesión ante el Congreso y ante la multitud que llenó el Zócalo, López ratificó que reversará la privatización de Pemex; protegerá el agua y la tierra oponiéndose al fracking y los transgénicos; y que en aras de la equidad está dispuesto a reducir el IVA y a fortalecer una banca de desarrollo que facilite créditos blandos para pequeñas y medianas empresas.

No obstante, habrá que seguir con atención asuntos como la Ley de Punto Final para los corruptos; su política de seguridad que crea una la guardia nacional y para algunos críticos, mantendría la militarización que viene desde Felipe Calderón.

En las relaciones con Estados Unidos, aunque se quiere enfatizar la cooperación para el desarrollo, seguramente habrá fricciones en temas como migrantes, comercio y drogas.

AMLO es el primer presidente en décadas que no viene de las elites, y su liderazgo carismático; pragmatismo y experiencia, sumados a un conocimiento y compromiso con el país profundo, permiten ser optimistas con el prometido renacimiento mexicano.

Ojalá no le falle a México, y a un mundo que parece retornar al fascismo.

Autor:
Alexander Arciniegas
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad