jueves 02 de mayo de 2019 - 12:00 AM

España: ¿Que hará Pedro Sánchez?

Habrá que ver si Pedro Sánchez cede a las presiones de poderosos sectores económicos y empresariales o cumple su promesa de escuchar a las bases de su partido que durante su discurso de victoria le dejaron claro que: ¡Con Rivera no!

Las elecciones del domingo en España dejan varias cosas interesantes. En primer lugar, confirman el fin del bipartidismo alrededor del PSOE y el Partido Popular. Por otro lado, el éxito del PSOE que no ganaba unas elecciones generales desde 2008 y contrasta con la debacle del PP que como consecuencias de los escándalos de corrupción y de una equivocada estrategia electoral, perdió la mitad de los votos obtenidos en 2016.

Ciudadanos de Albert Rivera alcanzó casi los mismos sufragios del PP y le respira en la nuca en la disputa por encabezar las fuerzas de derecha. Mientras Podemos de Pablo Iglesias, pese a un leve declive en relación con la elección anterior, puede aspirar a participar del gobierno. Las fuerzas nacionalistas, vascas y catalanas que suman 48 escaños, se situaron como el cuarto mayor bloque en el Congreso.

Dicho esto, la coyuntura política muestra elementos de estabilidad, incertidumbre y sugiere una pregunta. Si bien la legitimación de Pedro Sánchez dentro del PSOE y como presidente del Gobierno contribuye a la estabilidad política española y es también una buena noticia para el debilitado proyecto de la Unión Europea, no ocurre lo mismo con los 24 escaños con que el xenófobo partido VOX de Santiago Abascal, irrumpe en el Parlamento, pues se trata de un hecho preocupante para el futuro de la democracia, considerando que la extrema derecha tiene hoy presencia importante en casi todos los parlamentos nacionales europeos.

¿Qué viene ahora? Tal vez un gobierno conservador articulado por una coalición PSOE y Ciudadanos o quizás progresista al estilo portugués, uno de los 4 países de la Unión Europea que por ahora está a salvo de la pandemia ultraderechista. Habrá que ver si Pedro Sánchez cede a las presiones de poderosos sectores económicos y empresariales o cumple su promesa de escuchar a las bases de su partido que durante su discurso de victoria le dejaron claro que: ¡Con Rivera no!

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad