sábado 09 de mayo de 2009 - 10:00 AM

Veinticinco años después

Veinticinco años después del asesinato de Rodrigo Lara Bonilla escribo estas líneas. Asumimos funciones de Ministros de Estado el mismo día, yo del Interior y él de Justicia.

Fuimos citados por el senador Ortega, principal de Pablo Escobar, para que Lara explicara la razón de un cheque por $1.000.000= donado para campaña política por un individuo que resultó ser narcotraficante. Lara no lo conocía y recibió donaciones de amigos para la campaña anterior; era una celada de Escobar. Lara acometió en el ministerio la tarea de frenar el narcotráfico. Después de un consejo de seguridad permaneció en mi oficina, me reveló la persecución telefónica, que alcanzaba a sus familiares.

'Yo quisiera irme al exterior', me dijo. Si me autorizas hablo con el Presidente, le respondí. Pedí a éste cita para tratar asunto urgente el mismo día. 'Yo lo he pensado', me manifestó el Presidente, 'no he dicho nada a Rodrigo para que no piense que lo abandono en su circunstancia actual, pero procedo en el acto'. Llamó al ministro de Defensa, General Vega Uribe y le preguntó: 'En su concepto, ¿cuál es el país de mayor seguridad para Rodrigo Lara?' Vega le respondió que Israel. Fui encargado de trasmitírselo a Lara, quien respondió: 'Allá hay situación muy agitada, peor que la nuestra'.

Hablé nuevamente con el Presidente, quien llamó a Vega. 'En un país socialista, que tienen regímenes policíacos y cuidan los Embajadores'. El Presidente decidió que fuera a Checoslovaquia y que se mantuviera la reserva de rigor. Se disponía a viajar, la noticia se filtró y aceleró el crimen.

El día 30 de abril hacia las 5 p.m., el Presidente Betancur me llamó con urgencia; iba en automóvil para la clínica porque Rodrigo había sido herido de gravedad; poco después murió. Uno de los sicarios de la motoneta fue herido por los escoltas del ministro y cayó sobre el pavimento.

Me trasladé a Palacio, fueron llamados los ministros y se dio aviso al Presidente del Consejo de Estado para concepto de emergencia 'de sitio', emitido a la media noche. La viceministra Nazly Lozano asumió de mi. Después de Cámara ardiente en el Capitolio, viajamos a Neiva para el sepelio del amigo inicuamente sacrificado. En la catedral, el Presidente, conmovido, hizo anuncios de que me ocuparé posteriormente. Apretada esta síntesis para referir un acontecimiento multiforme. 

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad