lunes 27 de noviembre de 2023 - 12:04 AM

Alvaro Beltran Pinzón

Cifras positivas

Con motivo de la terminación de su mandato, el alcalde de Bucaramanga, Juan Carlos Cárdenas, ha presentado informes de logros alcanzados en diferentes áreas de su administración que, justo es recordarlo, se vio afectada por la crisis derivada de la pandemia por covid-19.

En el aspecto financiero, se registra un saludable incremento en los ingresos tributarios. Se anota que en el cuatrienio 2020-2023 llegarán a $ 2.06 billones, mientras que en el período 2016-2019, sumaron $ 1.33 billones. El discriminado de los distintos conceptos (sobretasa a la gasolina, alumbrado público, predial, Industria y Comercio y otros gravámenes) resulta satisfactorio.

Es destacable el repunte en Industria y Comercio que para 2023 ascenderá a $ 238.251 millones, un 94 % más que los $123.122 reportados en 2019. Este aumento, además de la eficiente acción recaudadora, tiene que ver con la rápida reactivación económica conseguida, hasta llevar el índice de desempleo a un solo dígito, el más bajo en el concierto nacional.

La deuda pública se va a liquidar en 2023 en el mismo nivel de 2019, aunque constituye proporción más favorable al disminuir al 50 % de los ingresos esperados. La inversión directa del ente municipal llegará a $ 4.5 billones, 54 % más alta que la realizada en el cuatrienio anterior, representada en la reconstrucción de 140 parques, reparaciones locativas en 70 colegios, centros de vida, ágoras, salones comunales y reparcheo de la malla vial.

Es igualmente positiva la gestión de saneamiento de la Compañía del Acueducto de Bucaramanga, que ha significado una importante recuperación de sus estados financieros. Ahora, con la adjudicación de la operación del Acueducto de Valledupar, proyecta exportar sus servicios; labor que sería deseable que también la hiciera en empresas de servicios públicos de otros municipios de Santander.

DESPEDIDA AL ÍDOLO. Con gran pesar recibimos el fallecimiento de José Américo Montanini, el futbolista que más alegrías le ha brindado a la afición del Club Atlético Bucaramanga, hasta ilusionarla con la posibilidad de la estrella que siempre ha sido esquiva, y quien fue modelo de amor por nuestra ciudad, a la que hizo propia junto con su familia.

Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad