lunes 19 de abril de 2010 - 10:00 AM

El asunto es de principios

Se hace cada vez más visible el avance en la opinión de la opción Verde. Hay una creciente favorabilidad a su postura, pues sus promotores han logrado demostrar con su propio ejemplo que es posible la integración pluralista, la vinculación de diversas experiencias en el propósito de construir sobre lo ya construido y, avanzar en la aspiración de trabajar por un país en mejores condiciones de armonía social desde la decencia y la legalidad. Por sobre todo ha calado su estrategia de volver por los fueros de la educación como el soporte para rehacer la vida ciudadana, ajustados a los principios esenciales de la democracia.

En este sentido, sorprende un articulista de El Tiempo cuando afirma en reciente escrito que una campaña basada en la honestidad es 'de por sí, una apuesta peligrosa', dada la generalización de la corrupción que ya ocupa de tal modo la vida nacional que no se sabe donde atacarla y, por tanto, no pasaría de un espejismo la pretensión de erradicarla y que 'una moral inflexible no resiste la realidad nacional'. Caso palpable del pragmatismo político que se quiere imponer desde otra candidatura, el cual permitiría la justificación de los vicios crecientes que más temprano que tarde terminarán por minar las instituciones y desordenar al país.

Próximos a la celebración del Bicentenario de nuestra vida republicana, vale la pena rememorar que desde su momento fundador, el mismo Bolívar tuvo esta preocupación cuando intentó agregar a la triada de poderes tradicionales, la creación de un Poder Moral, centrado en la educación de los ciudadanos como el sustento de la democracia. Años después, hemos tenido la oportunidad de recordar por estos días la frustrada esperanza contenida en el llamado a la restauración moral de la República de Jorge Eliécer Gaitán y, luego, la cruzada por una ética pública en los discursos de Luis Carlos Galán.

Más allá de los pesimismos tolerantes con los males que han impedido nuestro desarrollo, es reconfortante observar cómo esta convocatoria amplia a participar en la renovación de la política colombiana, liderada por Mockus y Fajardo, recibe el masivo respaldo de los colombianos que no se resignan ante este sino y perciben en la opción Verde alternativa de verdad promisoria.

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad