sábado 03 de julio de 2021 - 12:00 AM

Tiempos de Cambio

¿Qué hacer ante el cambio? Pasar de un comportamiento de supervivencia... a un comportamiento de florecimiento que busca oportunidades...
Escuchar este artículo
Image
Columna de
Carlos Chaverra

En mis tiempos de estudiante en el exterior mi esposa trabajaba cerca de la oficina de correos de Avianca. Todos los días me enviaba una carta, lo cual siempre esperaba con expectativa. Le pregunto a mis estudiantes si alguna vez han recibido una carta (con estampilla y todo). Trato de explicarles no solo mi emoción al recibirlas, pero el gran placer que era contestarlas y cumplir también con el rito de ir a la oficina de correos, ponerles estampilla y esperar con paciencia su respuesta. Los alumnos me miran extrañados y noto que hacen cálculos mentales de mi edad y se cuestionan si logre hacer el tránsito a la era de los e-mail y chats. Su asombro es aún mayor cuando les digo que también parte de mi entusiasmo era que mi esposa incluía en sus misivas recortes del periódico lo cual me permitía estar al tanto, con algo de retraso, de lo que sucedía en mi país. Ya en este momento mis alumnos se están preguntando si mi “experiencia” me habilita o no para poder dictar con decoro este seminario de liderazgo para el cambio.

La necesidad de adaptarnos al cambio no es algo nuevo nos dice John Kotter en un reciente libro (Change: How organizations achieve hard-to-imagine results in uncertain and volatile times, Wiley, 2021). Lo que ha cambiado del cambio es su velocidad y la complejidad del mismo. La cantidad de patentes en Estados Unidos se dobló entre 1960 y 1990; estas se han triplicado en las últimas tres décadas. Mientras que al teléfono le tomó 75 años para llegar a 50 millones de usuarios, a los celulares solo les tomó 12 años y el I-phone solo tres para alcanzar este mismo resultado. El índice de incertidumbre mundial calculado por la Universidad de Stanford alcanzó niveles sin precedentes en lo últimos años.

¿Qué hacer ante el cambio? Pasar de un comportamiento de supervivencia, donde prima el temor y la ansiedad, que se concentra solo en solucionar problemas rápidamente, a un comportamiento de florecimiento que busca oportunidades, donde la pasión y el propósito marcan la pauta hacia la innovación y la colaboración. Más fácil decir que hacer, pero si no lo intentamos el cambio nos pasará por encima y perderemos sus frutos.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad